El embarazo de Britney o cómo las redes sociales liberaron a una persona

La "Princesa del Pop", Britney Spears. / @britneyspears en Instagram.
Britney Spears, cantante. / @britneyspears en Instagram.
La artista anunció que se encontraba embarazada por tercera ocasión. Con anterioridad, su dramática vida entró en debate por la tutela que controlaba su padre.
El embarazo de Britney o cómo las redes sociales liberaron a una persona

Quien iba a pensar que viviríamos en un mundo donde las redes sociales determinan movimientos sociales. El movimiento iniciando en las redes sociales llamado #FreeBritney podía parecer una simple queja de los fans de Britney Spears por el control que tenía su padre, como tutor, sobre su vida. Lo que realmente no sabíamos era la inmensidad de lo que los fans declaraban y que veíamos como teorías conspirativas.

El nivel de control que tenían sobre Spears era monumental. Su vida era completamente vigilada, no tenía potestad sobre el dinero que ella misma ganaba, le restringía las visitas de sus hijos y mucho menos tenía control sobre su cuerpo, puesto que le prohibían quedar embarazada. Luego del movimiento impulsado por sus acérrimos fans, la artista renace como un ser libre.

Los hechos quedaron patentados luego de que durante una comparecencia Britney le dijo a la jueza "quiero poder casarme y tener un bebé". “Tengo dentro de mí (un aparato) para no quedar embarazada. No quieren que tenga hijos, más hijos”, dijo la estrella de la música durante la misma audiencia donde quedó en evidencia que Britney era a todas luces una especie de esclava que debía hacer todo lo que se le decía.

La cantante le dijo a la jueza “merezco tener una vida”, algo que se le había negado desde el año 2008, cuando empezó su deriva tras años protagonizando titulares a diestra y siniestra siendo víctima de duras críticas de diferentes flacos. La jueza otorgó la libertad a Spears el pasado noviembre y desde rntonxes ha agradecido públicamente al movimiento que le cambió la vida. Pero más allá de todo esto, la cantante rompe las redes sociales al anunciar que se encuentra embarazada.

 

La cantante sale desde 2016 con el actor y entrenador Sam Asghari, con quién ha convivido pese a las restricciones que le imponía su padre. Asghari lleva una vida muy privada y no suele exponerse mucho en las redes sociales, siendo un gran apoyo para Britney desde hace años. Ahora será el padre de su tercer hijo, puesto que en 2005 y 2006 ya fue madre de dos hijos con el bailarín Kevin Federline.

“Perdí tanto peso para ir a mi viaje a Maui y luego lo recuperé”, contó la cantante a través de Instagram. “Pensé: ‘Caray... ¿qué le pasó a mi estómago?’. Mi esposo dijo: ‘¡No, estás embarazada de comida, tonta!’. Así que me hice una prueba de embarazo... y uhhhhh bueno... voy a tener un bebé”, expresó con alegría.

 

Este parece ser el momento culminante de la cantante tras 13 años bajo la tutela de su padre, James P. Spears, con quién no tiene una buena relación luego de tantos años controlando su vida. La relación de la cantante con el resto de su familia tampoco parece ser la más cercana. En cualquier caso, parece que la cantante abraza su nueva vida con ilusión a punto de recibir a su tercer hijo, mucho más centrada y con el control de su vida. @mundiario

El embarazo de Britney o cómo las redes sociales liberaron a una persona
Comentarios