Buscar

MUNDIARIO

El duro testimonio de Meghan Markle: sufrió un aborto espontáneo

La duquesa de Sussex sigue desmarcándose de la línea seguida por la Familia Real británica y en esta ocasión ha escrito un duro artículo de opinión para el The New York Times donde reconoce haber estado embarazada, sin embargo, sufrió una dura pérdida que fue complicado de superar.
El duro testimonio de Meghan Markle: sufrió un aborto espontáneo
Meghan Markle, duquesa de Sussex. RR SS.
Meghan Markle, duquesa de Sussex. RR SS.

Meghan Markle ha publicado un duro testimonio en un artículo de opinión en el diario The New York Times donde revela que estuvo embarazada, pero que sufrió un dura aborto espontáneo. "ra una mañana de julio que comenzaba tan ordinariamente como cualquier otro día. [...] Recojo mi cabello en una cola de caballo antes de sacar a mi hijo de su cuna. Después de cambiarle el pañal, sentí un fuerte calambre. Me dejé caer al suelo con él en mis brazos, tarareando una canción de cuna para mantenernos a ambos tranquilos. [...] Sabía, mientras abrazaba a mi primogénito, que estaba perdiendo al segundo", son las palabras con las que la duquesa de Sussex revela este duro episodio de su vida. 

Esto ocurrió el pasado julio y como era de esperar, resulta impresionante tanto la confesión como la forma en que ha escogido anunciarlo en un artículo que seguramente resonará en el Palacio de Buckingham. "Horas más tarde, yacía en una cama de hospital, sosteniendo la mano de mi esposo", relaja la duquesa.   "Sentí la humedad de su palma y besé sus nudillos, mojados por nuestras lágrimas. Mirando las frías paredes blancas, mis ojos se pusieron vidriosos. Traté de imaginarme cómo nos curaríamos".

Resulta ser una confesión inédita en un miembro de la Familia Real británica, aunque ya no la represente oficialmente. Con el artículo, Markle busca alentar a que las personas pregunten '¿cómo estás' algo que ella considera esencial para la salud mental. 

El relato toma desprevenidos a los medios que efectivamente llevaban un tiempo especulando sobre un segundo embarazo de los duques, pero hasta ahora nunca nada se había hecho público. Las pérdidas que compartimos es el nombre que lleva el artículo cuyo contenido es sumamente personal y por eso sorprende que Markle lo haya publicado en uno de los medios más importantes de EE UU y leídos de todo el mundo, puesto que el deseo principal por el que ella y el príncipe Harry 'desertaron' de la monarquía británica fue porque querían más privacidad.

En el artículo, ella se presenta como Meghan Markle, duquesa de Sussex, madre, feminista y defensora, además hace varias referencias al príncipe Harry: "Sentado en una cama de hospital, viendo cómo se rompía el corazón de mi esposo mientras trataba de sostener los pedazos rotos del mío, me di cuenta de que la única forma de comenzar a sanar es preguntar primero: '¿Estás bien?'".