Charlene vuelve a sonreír al acompañar a Gabriella de Mónaco a su primer acto oficial

Diseño sin título (1)
Charlene de Mónaco y la princesa Gabriella de Mónaco. / RR SS.
La joven princesa preside por primera vez un acto oficial en compañía de su madre. Ambas lucieron atuendos de ensueño y se vio de un mejor ánimo de la princesa monegasca.
Charlene vuelve a sonreír al acompañar a Gabriella de Mónaco a su primer acto oficial

La princesa Charlene de Mónaco ha vuelto a sonreír tras pasar un año complicado alejada de su familia, primero en Sudáfrica y luego en Suiza recuperándose de dolencias físicas y mentales. Desde su vuelta a Mónaco ha protagonizado algunos actos junto a su esposo e hijos, pero no se le ha visto muy sonriente hasta este momento, que reaparece para acompañar a su hija en el primer acto que preside la niña de apenas 7 años.

Charlene y el príncipe Alberto han incorporado a sus hijos a la vida palaciega con rapidez y suelen aparecer en muchos actos oficiales en compañía de sus padres, tías o primos. En esta nueva aparición, la princesa consorte se vuelve a vestir de largo y brilla junto a la princesa Gabriella. El dúo acudió para entregar uno de los premios relacionados con la Semana de la Moda de Montecarlo, mientras, el príncipe Alberto se llevaba al príncipe Jacques a un partido de la 29ª edición del World Stars Football Match que tuvo lugar en el estadio Luis II de Montecarlo.

Los eventos relacionados con la Semana de la Moda no se celebraban hace dos años en Mónaco debido a la pandemia, por lo que su vuelta, con una Charlene luciendo sensacional, ha sido bien recibido. Antes de salir al evento, Charlene se tomó una foto personal con su hija y la mostró en Instagram donde afirmó lo siguiente: “Amé cada momento preparando a mi princesa para su primer acto oficial. Esperamos pasar una gran noche en los premios de moda”.

Madre e hija lucieron vestidos hechos a la medida firmados por Terrence Bray. En el caso de la princesa consorte, se trató de bello diseño en color champagne que destaca su figura y la hace ver como una sirena. Era un diseño asimétrico, con ligero recogido en la cadera y una abertura lateral. Combinó el diseño de mangas vaporosas con unos altísimos tacones de Stuart Weitzman y en cuanto a las joyas, se decantó por unos pendientes y anillos de la firma Repossi.

En el otro extremo estuvo la princesa Gabriella. La niña lució maravillosa en un diseño infantil de la misma marca, una puesta ideal para alguien de su edad que la hizo lucir como toda una princesita. El diseño estaba lleno de flores y contaba con un escote también asimétrico con un divertido volante en los hombros. Cómo digna Grimaldi, Gabriella llevó complementos como un bolso a tono.

El acto tuvo lugar en la ópera de Montecarlo. Una vez llegó la hora de entregar el premio, la princesa Charlene se limitó a ejercer como acompañante de su hija, quien entregó el premio al diseñador emergente a Abdul Al-Romaizan, director creativo de la firma de moda saudita Ramzen. Este acto es el tercero que protagoniza Charlene desde su regreso a Mónaco en abril. Desde entonces han salido a relucir muchos rumores en torno a la princesa y su permanencia en Mónaco. @mundiario

 

Charlene vuelve a sonreír al acompañar a Gabriella de Mónaco a su primer acto oficial
Comentarios