Algo va mal: Meghan Markle y el príncipe Harry se mudan lejos de Guillermo y Kate

Príncipe Guillermo y Kate Middleton, duques de Cambridge; y el príncipe Harry y Meghan Markle, duques de Sussex. RR SS.
Príncipe Guillermo y Kate Middleton, duques de Cambridge; y el príncipe Harry y Meghan Markle, duques de Sussex. / RR SS.

Aunque los cuatro se perfilan como los miembros más populares de la monarquía británica junto a la reina y su esposo, parece que los hermanos estarían presentando algunas “tensiones”. Esta nueva noticia llega un mes después de que se confirmara que ambos dejarían de compartir la oficina de Kensington.

Algo va mal: Meghan Markle y el príncipe Harry se mudan lejos de Guillermo y Kate

Parece que las cosas no van bien entre los hijos de Diana de Gales. Hace unos meses, se supo que Meghan Markle y el príncipe Harry se mudarían de su casita Nottingham Cottage, de dos habitaciones en 125 metros, hasta el Apartamento número 1 del palacio de Kensignton. La noticia llegó a pocos días de anunciarse de que serían padres, por lo que estaba perfectamente justificado que ambos necesitaran más espacio. Así inició una remodelación en el apartamento donde también viven el príncipe Guillermo y Kate Middleton junto a sus tres hijos; Eugenia del Reino Unido y su esposo Jack Brooksbank; o los príncipes de Kent. El apartamento cuenta con 20 habitaciones y la Casa real desembolsó hasta un millón y cuatrocientas mil libras para cumplir con las exigencias de la pareja. El traslado sería este mes de diciembre… pero los planes han cambiado pues, los duques de Sussex han decidido irse a vivir muy lejos del resto de la familia.

Según publican en The Sun. la pareja decidió ya no ser vecinos de los duques de Cambridge y de sus hijos. Han elegido dejar Kensington, en el centro de Londres y donde viven otros 15 miembros de la Familia real británica, para mudarse a 45 minutos de la ciudad en coche. Específicamente a Frogmore Cottage, donde fueron fotografiados para presentar las primeras imágenes tras su compromiso, donde fue la recepción el día de su boda y muy cerca de la capilla de San Jorge donde se dieron el sí quiero.

Frogmore Cottage. Archivo de la Casa real británica.

Frogmore Cottage. / Archivo de la Casa real británica.

 

La decisión fue tomada por una supuesta “tensión entre los hermanos”. Una cuestión que animó al príncipe Harry para que pusiera tierra de por medio, pero dejando en tela de juicio la reciente decisión de los hijos de Lady Di de separar sus oficinas.

Frogmore Cottage aún no está lista para recibir a los duques de Sussex, por lo que se ha iniciado nuevas obras millonarias para adaptar las instalaciones a lo que necesitan el príncipe, la duquesa y el bebé que viene en camino. Sorprende su decisión de mudarse, pues esta instalación es mucho más grande que la residencia que ocupan actualmente o la que ocuparían en Kensington. Se trata de una casa de 10 habitaciones, una guardería, un gimnasio y un espacio para yoga.

 

Está cerca del Castillo de Windsor, la residencia de verano de la reina y dispone de mucho espacio para disfrutar del aire libre. Su historia data del año 1684, cuando Carlos II mandó a construirla y desde entonces ha recibido a muchos miembros de la Familia real e invitados especiales. Actualmente es una de las residencias más queridas de la monarca pues es donde le gusta cultivar flores y pasear a sus perros. Los padres de la reina, Jorge VI e Isabel, pasaron un buen tiempo viviendo en el lugar. Asimismo, fue la segunda residencia oficial de la reina Carlota; en sus inmediaciones descansan los restos de la reina Victoria y el príncipe Alberto, y de otro gran número de royals de la familia, como rey Eduardo y Wallis Simpson. Como anécdota, su nombre –Frogmore- proviene de la gran cantidad de ranas que había en sus charcas. @mundiario

 

Algo va mal: Meghan Markle y el príncipe Harry se mudan lejos de Guillermo y Kate
Comentarios