Buscar

Primer movimiento de Feijóo en A Coruña hacia la reconquista de la alcaldía para el PP

Ha transcurrido cerca de un tercio del mandato municipal de Inés Rey. En A Coruña ha significado la marcha de dos candidatos, del PP y de la Marea, el movimiento de la candidata de Ciudadanos, la inminente ruptura del grupo de la Marea y una doble crisis del grupo socialista.
Primer movimiento de Feijóo en A Coruña hacia la reconquista de la alcaldía para el PP
Alberto Núñez Feijóo y Diego Calvo. / Mundiario
Alberto Núñez Feijóo y Diego Calvo. / Mundiario

José Luis Méndez Romeu

Pedagogo y columnista.

Se ha dicho en muchas ocasiones que Alberto Núñez Feijóo no tenía interés en ganar las elecciones municipales en las grandes ciudades para evitar la aparición o consolidación de liderazgos alternativos. Sea o no cierto, la mayor parte de los candidatos presentados a las elecciones municipales pasadas no tenían opciones, con la posible excepción de Rey Varela en Ferrol. Para el poderoso PP gallego, con recursos económicos suficientes como para tomar el pulso demoscópico con frecuencia, no podía haber dudas al respecto.

Ahora, cuando faltan más de dos años para las próximas elecciones municipales, Feijóo hace un movimiento en A Coruña, cambiando al Presidente de la Autoridad Portuaria por un candidato con  perfil idóneo  para dar en su momento la batalla por la Alcaldía aunque no sea su objetivo inmediato. El movimiento no es inocente y al hacerlo con tanta antelación podría reforzarse la idea de que Feijóo no optará a un quinto mandato y comienza a preparar la sucesión que, inevitablemente, pasa por reforzar la mayoría parlamentaria popular con el control de diputaciones y de los grandes municipios.

Nombramiento idóneo

Martín Fernández Prado reúne la doble condición de gestor acreditado y de relevancia social para jugar en los dos terrenos, el específicamente portuario o el de política local. Como director general de Urbanismo de la Xunta y como concejal de lo mismo en A Coruña, conoce a fondo los problemas del Puerto, desatendidos por su antecesor. Tanto el grave problema financiero actual como la pérdida de tráficos. Asimismo conoce los intereses de la ciudad en la remodelación de los actuales muelles. Además suma un conocimiento técnico como profesor de urbanismo en la Escuela de Arquitectura, añadiendo a su curriculum un master de su especialidad en Harvard. Añádase que es diputado y que preside el PP local, lo que le da dimensión política. Es un nombramiento idóneo y oportuno, algo infrecuente.

El Puerto es una de las principales empresas de la ciudad además de ser marco de confluencia de muy distintos  intereses empresariales. Tradicionalmente, ha estado de espaldas a la ciudad, como todos los Puertos, que en España son empresas públicas dependientes del Estado, a diferencia de otros países. Resolver o al menos encauzar los tres problemas antes citados puede dar al nuevo Presidente el bagaje y la proyección adecuada para disputar la Alcaldía. Su reconocido talante dialogante será una baza fundamental para buscar una mayor complicidad con el Ayuntamiento, tras años de hostilidad constante por parte del anterior presidente del Puerto.

Crisis relevante en el gobierno coruñés

El movimiento de Feijóo coincide con la primera crisis política relevante en el gobierno coruñés. Dos ceses sucesivos de concejales que han puesto al descubierto rencillas personales, luchas políticas e incluso mezquindades en el reducido grupo socialista de nueve miembros. Como fondo, la insuficiente gestión en algunas áreas o el abandono de otras. Las diferencias entre los concejales más activos como gestores y los que se limitan a los asuntos de trámite se hacen manifiestas con el transcurso del tiempo y agudizan los conflictos.

Ha transcurrido cerca de un tercio del mandato municipal. En A Coruña ha significado la marcha de dos candidatos, del PP y de la Marea, el movimiento de la candidata de Ciudadanos, la inminente ruptura del grupo de la Marea y una doble crisis del grupo socialista. Momento oportuno para un movimiento estratégico en el Puerto. Además la Xunta está presionando al Ayuntamiento con el acuerdo para ampliar el Hospital, que obliga a la entidad municipal a inversiones muy relevantes y a depender de la Diputación Provincial. En el momento actual, Feijóo, por primera vez,  está marcando el ritmo y la agenda en la ciudad. @mundiario