El alcalde gallego del PP acusado de prevaricación urbanística se defiende

José Antonio Santiso Miramontes, actual regidor de Abegondo. / El Ideal Gallego
José Antonio Santiso Miramontes, actual regidor de Abegondo. / El Ideal Gallego

José Antonio Santiso Miramontes, actual regidor de Abegondo, y nueve personas más son juzgadas en A Coruña por permitir la construcción de decenas de viviendas en suelo rústico. Lleva 20 años siendo alcalde de Abegondo aunque no de manera ininterrumpida.

El alcalde gallego del PP acusado de prevaricación urbanística se defiende

El alcalde de Abegondo (A Coruña), José Antonio Santiso Miramontes, un histórico alcalde del PP y exconselleiro de la Xunta de Manuel Fraga, se sentó este jueves en el banquillo, acusado de prevaricación urbanística, por permitir la construcción de decenas de viviendas en suelo rústico en este Ayuntamiento en 2002.

Como recuerda El País, la vista se celebra diez años después de que la fiscalía denunciase los hechos. Para todos los acusados, se piden penas de hasta 10 años de inhabilitación, aunque la mayor condena, de dos años de prisión, se solicita para el alcalde, tres de los que eran entonces concejales y el arquitecto técnico en aquellas fechas. Además, la Fiscalía pide que los acusados paguen el coste que las demoliciones de las obras ilegales y de restitución de las parcelas a su estado original.

Santiso negó ante el tribunal que hubiese otorgado ninguna licencia con informes desfavorables y se ha escudado en los técnicos municipales de urbanismo para defenderse. "Soy profesor de matemáticas y mi formación en urbanismo es nula”, proclamó el alcalde. A preguntas del fiscal, el regidor explicó que era el departamento de urbanismo el que emitía los informes jurídicos de las solicitudes de licencia y esos expedientes pasaban luego a secretaría. “Solo se llevaban a la Comisión de Gobierno los que contaban con los informes favorables", ha declarado Santiso, que defendió todas sus actuaciones “porque no hubo ningún informe desfavorable”, aclaró. Ante el hecho de que en tres meses se aprobaran 95 licencias, José Antonio Santiso dijo que no le sorprendía el dato y volvió a incidir en su “falta de conocimiento sobre aspectos técnicos y jurídicos de urbanismo", alegó.

El procedimiento arranca en el año 2002 cuando varios vecinos presentaron ante el Ayuntamiento de Abegondo solicitudes dirigidas a fragmentar fincas rústicas, para lo que aportaron un proyecto de segregación. El fiscal sostiene que todos los acusados, entre los que figuran una arquitecta, dos arquitectos técnicos, seis miembros de la entonces corporación municipal y el actual alcalde, también regidor en aquella fecha, actuaron "con grave desprecio a la necesaria utilización racional del territorio". Y lo hicieron "postergando los intereses generales" y haciendo posible "la concesión de numerosas licencias urbanísticas, en suelo no urbanizable (rústico de especial protección en algunos casos)".

El ministerio público acusa a Santiso y resto de procesados de permitir "su parcelación y la construcción de viviendas unifamiliares aisladas, no vinculadas a ninguna explotación agropecuaria en el término municipal de Abegondo". La fiscalía entiende que los hechos son constitutivos de un delito continuado de prevaricación urbanística cometido, en el caso de los arquitectos, por funcionario público informante de licencias y "por autoridad que, como miembro de un órgano colegiado, vota a favor de la concesión de licencias", en el caso del regidor y los entonces concejales.

Santiso Miramontes lleva 20 años siendo alcalde de Abegondo aunque no de manera ininterrumpida. Además, fue conselleiro de Política Agroalimentaria entre 2004 y 2005, cuando Alberto Núñez Feijóo era vicepresidente de la Xunta, y después diputado autonómico. @galiciamundiari

El alcalde gallego del PP acusado de prevaricación urbanística se defiende
Comentarios