Talent Mix: El indicador definitivo en los RR HH

Alguien buscando. / RR SS.
Alguien buscando. / RR SS.
Los indicadores rastrean procesos marcando alertas que solo las personas muy entrenadas son capaces de percibir.
Talent Mix: El indicador definitivo en los RR HH

A menudo, directivos de pequeñas, medianas o grandes empresas no entienden la inmensa información que se esconde y se concentra en un solo indicador. En ese dato que no es otra cosa que el resultado de otros tantos indicadores que han ido creciendo en racimo hasta alcanzar una cifra concluyente.

El indicador puede ser absoluto (un solo dato) o relativo (relación de un dato con respecto a otros). En cualquier caso, los indicadores rastrean procesos marcando alertas que solo las personas muy entrenadas son capaces de percibir.

LA TRAZBILIDAD DEL DATO

Por ello, es tan importante que la consecución de un indicador posea un proceso progresivo y a la vez regresivo, ya que de esta manera da sentido a su propia trazabilidad. Digamos que así podemos "empaquetar" los datos y "desempaquetarlos" según nuestras necesidades y/o prioridades.

¿Le suena eso de que a partir de 30 grados Celsius hace calor? Bueno... pues esta cifra es un indicador. Sobre la tensión arterial, la fiebre, la velocidad de un vehículo, etc… exactamente lo mismo y así, sobre multitud de cosas que interpretamos.

Por ejemplo, en el mundo de la producción, muchos gestores confunden "gasto" con "coste unitario", o "número de piezas producidas" con "el rendimiento útil de las instalaciones". Es lo más habitual.

¡Sí! que ya sé que así leyéndolo, en este momento usted no lo confunde, pero póngase en el centro de una planta de producción rodeado de "expertos profesionales" que lo saben todo sin necesidad de contemplar un indicador. Verá como la cosa cambia bastante.

Solo decirle que Frederick Winslow Taylor puso a cavilar a una buena parte del mundo hace ya unos cuantos años.

3 INDICADORES QUE NO PUEDEN FALTAR

En lo relacionado con los RR HH y la gestión del talento también existen indicadores. Cifras y datos que muchos se resisten a usar, mientras otros utilizan sin dudar.

Mire... existe el Indicador de Consistencia de la Personalidad (ICP) que nos dice, independientemente de las intensidades, el grado de cohesión y equilibrio que posee una persona. De hecho, dependiendo del indicador obtenido estaríamos ante una persona muy equilibrada con escasas oscilaciones o nulos "arranques" fuera de tono o bien, ante un individuo irascible.

También está el Indicador de Concentración de Competencias (ICC) y sus subgrupos específicos para directivos, emprendedores, profesores, etc... Como no podía ser de otra manera, además tenemos el Indicador de Éxito en la Negociación (IEN). Muy útil para saber si una persona será capaz de cerrar un acuerdo beneficioso, ya que a pérdidas, no es muy difícil cerrarlo.

Como le decía, estos indicadores, que se presentan en una sola cifra, poseen su trazabilidad, siendo esta condición muy importante ya que al igual que podemos analizar las partes del todo, estamos en disposición de tratar ese "todo" como una parte de "algo", optando por incrementar la amplitud de dichos indicadores como elementos de resolución de nuevas preocupaciones.

Por ejemplo en el caso del ICP, se miden 91 rasgos de la personalidad. Con ellos, usted puede medir bloques de ítems en clave positiva y negativa, para después centrase en un solo ítem y así analizar su composición unitaria.

Usted quedará maravillado ya que los 91 ítems poseen los mismos componentes, pero en dosis significativamente balanceadas que generan una "suma 0" en algunas de las combinaciones parciales. Se trata de componentes neurotransmisores excitatorios e inhibidores.

En el caso del ICC, éste se abastece de 32 competencias esenciales, las cuales también pueden ser separadas para su estudio unitario. Le sorprenderá lo mucho que nos parecemos en algunas competencias y lo diferentes que somos en otras.

En el caso del IEN, este indicador se alimenta de 7 registros que pueden oscilar entre 0 y 100, generando tantas combinaciones cuya magnitud no cabrían en el display de una calculadora. Pero sobre todo, este indicador le dirá qué registro deberá usar para negociar, en qué intensidad y en cuál de ellos es usted un verdadero inútil. Quizás, su punto fuerte esté en la improvisación, en la creatividad o en la frialdad. ¿Quién sabe? Sin indicadores es imposible saberlo.

Pero el indicador definitivo es el Talent Mix. Ese "número" al que todo ser humano le tiene miedo porque dice la verdad pero como tal, se puede interpretar de forma errónea al activar prejuicios y experiencias anteriores.

El Talent Mix nos indica que un individuo posee talento suficiente pero no nos dice qué tipo de talento atesora ni su proporción con respecto al resto de atributos talentosos que se esconden en sus burbujeantes neuronas.
Por ello resulta de vital importancia saber leer los indicadores “pequeños” para entender los grandes. Así evitaremos ser unos analfabetos en este terreno tan resbaladizo. Este proceso posee diferentes "profundidades" y que cuanta más profundidad, paradójicamente, hay más luz.

En fin... ¿Qué haríamos sin indicadores? Probablemente muchas cosas... muchas veces... @mundiario

Talent Mix: El indicador definitivo en los RR HH
Comentarios