Uno más: la propietaria de KFC y Pizza Hut también abandona Rusia

Franquicia de KFC. / RR SS.
Franquicia de KFC. / RR SS.

Las cadenas de comida rápida suspendieron las operaciones en Rusia en marzo, sin embargo, no es hasta ahora que siguen el camino de McDonal’s, Nike, Coca Cola y cientos de empresas más.

Uno más: la propietaria de KFC y Pizza Hut también abandona Rusia

La guerra rusa contra Ucrania sigue pasándole facturas al Kremlin, pues cada vez son más las empresas que abandonan el país agresor. De hecho, la propietaria estadounidense de las cadenas de comida rápida Kentucky Fried Chicken (KFC) y Pizza Hut venden sus negocios y se unen a esta huida, tal como lo informó este martes Yum! Brands en un comunicado.

La empresa multinacional con sede en Kentucky manifestó realizar una transferencia de la propiedad de todos los activos de la franquicia de Pizza Hut a un operador local, transacción que finalizó “el mes pasado”. Asimismo, el nuevo dueño se ha encargado de iniciar un proceso de cambio de marca a una totalmente diferente.

Situación similar le espera a los restaurantes de KFC, el sistema operativo y los derechos de franquicia maestra, pues la compañía ha anunciado que se encuentra en “fase avanzada” para traspasar estos activos bien sea a un empresario o a una empresa rusa, alegando que al finalizar el proceso, su “intención será salir completamente de Rusia”.

Sin embargo, el disgusto por parte de la empresa estadounidense no es reciente, pues el 7 de marzo, cuando habían transcurrido casi dos semanas desde el inicio de la “operación militar especial” de Vladímir Putin, Yum! Brands anunció que detenía todas las inversiones y el desarrollo de sus restaurantes en el país e incluso, que cambiaría el destino de todas las ganancias de sus restaurantes en Rusia y los enviaría a esfuerzos humanitarios para paliar los efectos de la guerra en Ucrania. No obstante, un día después confirmó la suspensión total de las operaciones de KFC y Pizza Hut en el territorio ruso.

Aumenta el desempleo

Con esta nueva pérdida, los niveles de desempleo se incrementan, pues más de mil empresas internacionales de todos los sectores han abandonado el mercado ruso. Entre ellas destacan McDonald's, Netflix, Nike, Ikea, Google, Apple, IBM, Lego o Renault.

No obstante y como era de esperar, el Kremlin no da su brazo a torcer e insiste en que los niveles de desempleo son estables con unos 673.000 paros registrados en mayo. Por su parte, Antón Kotiakov, ministro ruso de Trabajo y Protección Social, cifró a mediados de dicho mes que, el total de los trabajadores que se encuentran en ‘vacaciones forzosas’ debido al impacto de las sanciones y la retirada de empresas internacionales del mercado ruso es de 138.000. Incluso, estimó que unos 131.000 empleados se vieron obligados a trabajar a tiempo parcial. @mundiario

Uno más: la propietaria de KFC y Pizza Hut también abandona Rusia
Comentarios