La cubierta móvil de aluminio más ancha de la Península Ibérica mide 31 metros y medio

Vista de la piscina de Nazaré, en Portugal. / Mundiario
Vista de la piscina de Nazaré, en Portugal. / Mundiario

Una empresa gallega diseñó e instaló la estructura sobre una gran piscina en un glamping de la localidad lusa de Nazaré.

La cubierta móvil de aluminio más ancha de la Península Ibérica mide 31 metros y medio

La empresa gallega Pipor, con sede en el compostelano polígono de Boisaca-Tambre, acaba de finalizar la instalación de la cubierta móvil, íntegramente en aluminio, más ancha de la Península Ibérica.

Se trata de una estructura de 45 metros de largo y 31,5 de ancho, también diseñada y fabricada por la compañía santiaguesa, que cubre una piscina de grandes dimensiones en el Ohai Nazaré Resort, un glamping (camping con glamour) de la localidad portuguesa de Nazaré.  

“Ya habíamos realizado varias cubiertas de grandes dimensiones, de más de 50 metros de largo”, afirma Jesús del Castillo, director de Marketing y Desarrollo de Negocio de Pipor, “pero ninguna tan ancha como esta”. “Para nuestra empresa es un hito y un paso adelante muy importante”, añade, “ya que supuso un auténtico reto, tanto en lo referente a ingeniería y diseño, como en cuanto a su construcción e instalación”.

Las cifras hablan por sí solas. La cubierta para el glamping de Nazaré, donde Pipor ya había fabricado e instalado anteriormente otra cubierta 100% de cristal sobre un spa, tiene 45 toneladas de peso (entre aluminio, cristal de seguridad y policarbonato), pórticos de 7,5 metros de altura y para su montaje, que se extendió durante un mes, fue necesaria una grúa con una pluma telescópica de 52 metros de altura y capacidad de carga de hasta 100 toneladas. Además, la cubierta cuenta con un sistema de motorización propia de Pipor para su apertura, con motores alimentados por placas solares capaces de mover 15 toneladas cada uno, aunque también ofrece la posibilidad de apertura manual.

Interior de la piscina de Nazaré, en Portugal. / Mundiario
Interior de la piscina de Nazaré, en Portugal. / Mundiario

“Estamos muy satisfechos con el resultado y, por supuesto, agradecidos a nuestro cliente, que volvió a apostar por nosotros para este gran proyecto”, dice Del Castillo.

“A través de nuestro sistema de cubierta diseñado por Pipor y registrado en la Oficina Española de Patentes y Marcas, decidimos emplear únicamente aluminio, ya que proporciona una mayor durabilidad y vida útil de la cubierta”, explica.

Cubierta de la piscina de Nazaré, en Portugal. / Mundiario
Cubierta de la piscina de Nazaré, en Portugal. / Mundiario

Pipor, compañía de capital íntegramente gallego que el año pasado cumplió 25 años de existencia, es la empresa española con mayor experiencia en la construcción de cubiertas para piscinas.

“Hace años que realizamos proyectos a medida para clientes de España, Portugal y Francia, pero aunque desarrollemos cubiertas de grandes dimensiones como esta de Nazaré, el 85-90% de ellas están orientadas al mercado de particulares”, concluye Del Castillo. @mundiario

La cubierta móvil de aluminio más ancha de la Península Ibérica mide 31 metros y medio
Comentarios