Buscar

MUNDIARIO

Las aerolíneas europeas ven comprometida su capacidad de respuesta contra el covid-19

El sector aeronáutico global podría sufrir pérdidas de hasta 100.000 millones de dólares al final de 2020 si pandemia se agrava.
Las aerolíneas europeas ven comprometida su capacidad de respuesta contra el covid-19
Un avión de British Airways / HispanTV.
Un avión de British Airways / HispanTV.

Firma

Ricardo Serrano

Ricardo Serrano

El autor, RICARDO SERRANO, colaborador de MUNDIARIO, es un periodista especializado en política y economía con experiencia en diversos periódicos de Venezuela y un portal web de Argentina.

Los cielos de los cinco continentes también se inundan del brote de coronavirus, aunque no directamente de la cepa, sino de la incertidumbre, temor y recesión económica que genera la expansión de la pandemia en tierra. Y es que el sector de la aviación comercial, que aporta al menos un 5% del PIB mundial y un 2% del PIB de la Unión Europea, se ha visto gravemente afectado por el Covid-19 hasta el punto en los gigantes del aire ven muy restringido su margen de maniobra.

Iberia, British Airways, Lufthansa, Air France. Estas y otras muchas aerolíneas europeas decidieron este lunes reducir drásticamente su actividad ante la caída de la demanda por el coronavirus y pidieron que se tomen medidas urgentes para "evitar que el sector se desplome". Este llamado implica que la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) podría ser el jugador crucial en este duro partido que amenaza con no dar prórroga ni tregua.

Una serie de medidas de estímulo fiscal y financiamiento directo por parte del organismo con canalizaciones de los gobiernos europeos y de Bruselas sería una eventual solución que aliviaría las presionadas finanzas de un conglomerado de líneas aéreas que podría sufrir pérdidas de hasta 100.000 millones de dólares al final de 2020.

A causa de la pandemia, que llevó a muchos países a restringir los viajes y a pasajeros a anular sus vacaciones, la alemana Lufthansa anunció que reducirá hasta el 90% de sus capacidades, mientras su filial Austrian Airlines optaba por suspender todos sus vuelos desde el jueves y hasta el 28 de marzo. Es decir, una de las principales aerolíneas del mercado con presencia extendida incluso en casi todas las naciones de América, está a punto de paralizarse por completo para evitar la propagación del virus y no sufrir más pérdidas innecesarias con 'vuelos fantasma'.

"Se necesita una acción inmediata y decisiva", alertó la británica Virgin Atlantic, al anunciar que se adaptará "a la demanda de los clientes", dijo hoy en un comunicado. Y aunado a la salida del Reino Unido de la Unión Europea, la incertidumbre comercial, diplomática y logística por lo destino y rutas que esa aerolínea cubre hacia los países del Espacio Schengen, le generaría pérdidas adicionales a la compañía en medio de la crisis sanitaria.

"Como consecuencia dejaremos estacionada un 75% de nuestra flota a partir del 26 de marzo y en ocasiones en abril hasta un 85%", subrayó.

Además, el grupo pidió al primer ministro británico, Boris Johnson, un plan de crédito de entre 5.000 y 7.500 millones de libras (5.500 a 8.230 millones de euros) "para impulsar la confianza en el sector y evitar que los gestores de tarjetas de crédito retengan los pagos de los clientes", reseñó AFP. En la misma línea, el International Airlines Group (IAG) -propietario de British Airways, Iberia y Vueling entre otras- planeó recortar su capacidad en "al menos 75%" en abril y mayo. @mundiario