Buscar
SEMrush

Nueva York declara la guerra a las petroleras que contribuyen al cambio climático

La ciudad ha decidido emprender acciones legales contra importantes firmas y además ha anunciado que retirará los fondos de pensiones públicos para inversiones en combustibles fósiles.

Nueva York declara la guerra a las petroleras que contribuyen al cambio climático
Emisiones de CO2. / nationalobserver.com
Emisiones de CO2. / nationalobserver.com

Firma

Ibed Méndez

Ibed Méndez

La autora, IBED MÉNDEZ, es licenciada en Comunicación Social, mención audiovisual. Escribe en MUNDIARIO, donde también coordina el área de Sociedad y la edición AMÉRICA. @mundiario

Nueva York le declara la guerra a las grandes petroleras por su contribución al cambio climático. La ciudad más poblada de Estados Unidos da un paso al frente y este miércoles ha presentado una demanda contra cinco importantes compañías por ser aliadas del calentamiento global.  

La acción legal ha sido puesta en marcha contra ExxonMobil, ConocoPhilips, Chevron, Royal Dutch Shell y BP, cinco de las compañías de energía más grandes del mundo, que pertenecen a la lista de 100 firmas responsables del 71% del cambio climático.

El objetivo principal de la causa es lograr una compensación por los daños que han causado las catástrofes en las que las mencionadas firmas han contribuído. La demanda exige miles de millones de dólares para recuperar el dinero gastado en las gestiones relacionadas con el fenómeno del clima, tal como ha explicado el alcalde Bill de Blasio.

La decisión marca un importante precedente, ya que es la primera vez que una gran ciudad norteamericana da un paso tan rotundo. "Estamos llevando la pelea contra el cambio climático directamente a las compañías de combustibles fósiles que sabían de sus efectos e intencionalmente engañaron al público para proteger sus ingresos", explicó de Blasio por medio de un comunicado. "En momentos en que el cambio climático sigue empeorando, corresponde a las compañías de combustibles fósiles, cuya avaricia nos ha puesto en esta posición, compartir el costo de hacer a Nueva York más segura y resistente", agregó.

En esa línea, las autoridades neoyorquinas han preferido no precisar la compensación que exigen, al tiempo que han indicado que el presupuesto local soporta una carga de 19.000 millones de dólares solo por las reparaciones del devastador huracán Sandy. 

Asimismo, el representante neoyorquino ha anunciado que los cinco fondos de pensiones que tiene la ciudad van a retirar 5.000 millones que tiene invertidos en compañías que operan en la industria de los combustibles fósiles. Es la primera gran municipalidad en EE UU que da un paso en este sentido y sigue decisiones similares adoptadas por instituciones como las universidades de Stanford o de Oxford, tal como detalla el diario español El País.

“El dinero para la jubilación de nuestros policías, profesores y bomberos debe ser protegido”, sentenció el supervisor de las cuentas públicas de la ciudad Scott Stringer. “Creemos que su futuro financiero debe estar por eso ligado a la sostenibilidad del planeta”, añadió.

Sin embargo, la medida es meramente simbólica, pues los fondos de pensiones de Nueva York gestionan inversiones por valor de 189.000 millones y la industria de los combustibles fósiles mueve, por su parte, 5,5 billones. @mundiario