Montoro recortará el sueldo de quienes participen en la huelga del 3-O

Ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.
Ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.

La Generalitat, sin embargo, lleva la contraria a Montoro y asegura que pagará la totalidad de los sueldos a los funcionarios públicos aun si no trabajaron este martes.

Montoro recortará el sueldo de quienes participen en la huelga del 3-O

Los empleados públicos que trabajan en Cataluña y que hayan participado de la huelga general programada para este 3 de octubre no disfrutarán el salario correspondiente a este día luego de que desde el despacho de Cristóbal Montoro, ministro de Hacienda, se decidiera descontar lo correspondiente a esta jornada del sueldo total, cita El País a sus fuentes en dicho ministerio. Así, Montoro y su equipo controlarán a los funcionarios que salieron a la huelga a fin de calcular el importe de la nómina de este mes.

El Gobierno asegura que abonará las próximas nóminas que certifique Rosa Vidal, interventora general de la Generalitat, las cuales incluirán el descuento en los sueldos por esta jornada de huelga. De paso, insiste en que el Ejecutivo irá directo contra el responsable público que de su palabra de no reducir los salarios por acontecimientos como este puesto que es malversación de fondos, prosigue el mismo medio.

Barcelona respondió rápidamente a esto ante la consejera de Trabajo. Dolors Bassa ha dicho durante la tarde de este martes que de ninguna manera se recortará un solo centavo de la remuneración a todos aquellos que hayan salido a manifestar este martes. "Los trabajadores que se han acogido a la huelga sí que tendrán un descuento, pero a los que han hecho paro de país, que no se ha notificado, no se les descontará la jornada del sueldo", explica Josep Catá.

A día de hoy, la Generalitat de Cataluña tiene hasta 180.000 trabajadores públicos entre sus cuerpos de docentes, seguridad, justicia y un largo etcétera. Una amplia porción de éstos han decidido apoyar la huelga general en la comunidad u otros han hecho paros particulares como protesta a las cargas de la policía y la Guardia Civil durante la celebración del referendo independentista del pasado 1 de octubre.

De cualquier forma, Hacienda tiene intervenidas las cuentas de la Generalitat desde mediados del mes pasado, justo cuando se dictó una orden ministerial para pasar control sobre todos los pagos del Govern y las instituciones públicas. La legislación laboral no deja lugar para las ambigüedades: una administración no pagará bajo ningún concepto a un empleado que no haya trabajado por participar de una huelga de cualquier tipo. En muchas entidades de la Generalitat se han pactado paros a fin de mantenerse dentro del margen de la ley y poder mantener así su sueldo intacto.

Aunque eso ha importado poco en Hacienda, donde se insiste en que el Govern no podrá abonar dichas cantidades ni tan siquiera con las sobras que quedan en las cajas de Tesorería. La razón es que estos pagos se hacen mediante transferencias bancarias y requieren de una autorización del mismo ministerio para que sean liberados, y esa autorización no será otorgada.

De acuerdo al mismo medio, en el despacho de Montoro confiesan que Vidal sigue certificando los gastos de la Generalitat a fin de que el ministerio autorice los pagos. El proceso fue impulsado por Madrid a fin de controlar que Barcelona no invirtiera nada de dinero en la celebración de la consulta del 1-O.

Montoro recortará el sueldo de quienes participen en la huelga del 3-O
Comentarios