Buscar

MUNDIARIO

Más de 50.000 empleos se perdieron en noviembre, el peor dato desde 2013

El Ministerio de Trabajo y Seguridad Social difunde las estadísticas y el último mes fue el peor que se había visto en años.
Más de 50.000 empleos se perdieron en noviembre, el peor dato desde 2013
Magdalena Valero, ministra de Trabajo. / Twitter
Magdalena Valero, ministra de Trabajo. / Twitter

Firma

Héctor Antonio Morales

Héctor Antonio Morales

El autor, HÉCTOR ANTONIO MORALES, es colaborador de MUNDIARIO. Se formó en la Universidad Rafael Landívar de Guatemala. @mundiario

El mes de noviembre dejó una caída de 53.515 afiliados a la Seguridad Social, la mayor desde 2013. Aparte de eso, el paro subió en 20.525 personas y en total son ya 3.198.184 personas sin empleo, según ha difundido sus estadísticas el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social.

La industria hotelera fue probablemente la catalizadora de este derrumbe laboral. Tan solo en el régimen general se disminuyó la afiliación en ese sector en hasta 105.048 puestos, los cuales no pudieron ser cubiertos por otros campos como la educación y el comercio, que generaron 26.723 y 15.222 puestos nuevos, respectivamente. El aumento de las plantillas en las firmas dedicadas a este último sector tiene que ver con que se aproximan las fiestas navideñas, que en años recientes es anticipada por días y fechas de gran consumo, como el Black Friday y el Ciber Monday.

La reducción en la afiliación mantiene el ritmo de los meses previos, con cifras que empeoran las de ejercicios anteriores. No obstante, a la larga la lectura de fondo invita al optimismo. En este último año, el aumento de cotizantes con empleo ha llegado ya a 431.254 personas y la cifra total es de 19,38 millones un aumento del 2,28%.

Ese porcentaje demuestra que la desaceleración no se ha detenido y que lo hace de forma muy lenta. Ese mismo porcentaje es apenas dos centésimas menos que en octubre, que de hecho fue mejor de lo que se anticipaba. Este nuevo, en cambio, fue peor a raíz de los pronósticos de casas de análisis como Funcas, explica El País. El estudio de la misma y previsiones económicas de otros habían profetizado una reducción en la afiliación de hasta 31.439 personas.

Al observar las estadísticas y desglosarlas sin tomar en cuenta los efectos que cada mes trae intrínsecamente como las altas temporadas turísticas, las campañas agríolas e incluso el inicio de clases, la Seguridad Social se hizo hasta con 30.610 nuevos afiliados el mes pasado. El paro registrado aumentó en 4.113 personas nuevas.

El aumento de las plantillas en el sector público es lo que mantiene andando al mercado laboral pese a la desaceleración. En el onceavo mes de este año, las tres ramas más conectadas al empleo en la Administración (Sanidad, Educación y Defensa) contaron con nuevos afiliados. Ese mismo dato se verifica en las estadísticas de la Seguridad Social en relación al conjunto de trabajadores en el sector, con todo y que los números se corresponden con octubre, puesto que los datos se publican un mes después de su recolección.

Un elemento llamativo de los datos de noviembre es que las grandes cifras de contratación mensual han llegado ya a su máximo. entre enero y noviembre se firmaron un total de 20,7 millones de contratos nuevos, solamente un 0,92% más que en el mismo lapso en 2018. Esto, por lo visto, se puede tomar como una señal de estancamiento en las contrataciones. Lo que pasa es que en un mercado laboral como el de España en el que se firman hasta dos millones de contratos de trabajo al mes como media, se toma esto como una señal también de inestabilidad laboral.

El aumento total es el más bajo de lo que va de año y tiene que ver con la caida de noviembre en relación al mismo mes del año pasado. La reducción se ha notado especialmente en los contratos indefinidos. @mundiario