Buscar

MUNDIARIO

José Manuel Villarejo habría espiado al empresario Javier Pérez Dolset

El excomisario habría tenido en su radar al jefe de grupo ZED desde 2013 aunque se desconoce quién encargó el proyecto.
José Manuel Villarejo habría espiado al empresario Javier Pérez Dolset
Sede de la Audiencia Nacional en Madrid.
Sede de la Audiencia Nacional en Madrid.

Firma

Héctor Antonio Morales

Héctor Antonio Morales

El autor, HÉCTOR ANTONIO MORALES, es colaborador de MUNDIARIO. Se formó en la Universidad Rafael Landívar de Guatemala. @mundiario

José Manuel Villarejo habría tenido como último blanco de sus actividades de espionaje al empresario Javier Pérez Dolset. Manuel García-Castellón, juez de la Audiencia Nacional, ha abierto una pieza separada secreta, causa número 18, a fin de averiguar si Villarejo efectivamente habría mantenido bajo la mira a Pérez Dolset, fundador en 1982 del primer proveedor de Internet para España, explica El País citando a sus fuentes dentro de la investigación.

El pasado 22 de noviembre, Pérez Dolset declaró como perjudicado en esta causa ante el titular del Juzgado Central de Instrucción núero 6 y los fiscales del caso Tándem, Miguel Serrano e Ignacio Stampa, prosigue el medio citado. Esta nueva carpeta investiga supuestos delitos de cohecho, descubrimiento y revelación de secretos.

Las investigaciones señalan que por más de cuatro años el expolicía estuvo detrás del empresario mediante seguimientos, monitoreo de llamadas y mensajes y fisgoneo tanto en su patrimonio como en sus cuentas bancarias. Pérez Dolset está a cargo del grupo ZED, con el cual ha desarrollado videojuegos y hasta películas, como Planet 51, que hace 10 años fue la cinta más cara en la historia de la cinematografía nacional pues su producción tuvo un costo de 55 millones de euros.

De momento, la Audiencia Nacional no ha logrado ubicar quién encargó estas actividades de espionaje ilegal a Villarejo, quien guarda prisión preventiva desde noviembre del año pasado por liderar una supuesta red de crimen organizado, cohecho y blanqueo.

Desde el entorno del empresario señalan que éste ya había denunciado "seguimientos, pinchazos telefónicos, intromisiones informáticas, falsificación de firmas y amenazas" algunos años atrás. De paso, enmarcan las pesquisas del expolicía en el contexto de supuestas maniobras para llevar al grupo ZED a la bancarrota.

En septiembre recién pasado, Pérez Dolset presentó una denuncia en Ámsterdam contra el banco ING, la cual ha entrado a trámite. El emprendedor solicitó al banco 500 millones de euros por haber propiciado el concurso de acreedores de la filial de ZED en España, según su denuncia.

El hundimiento del conglomerado llegó luego de que el banco holandés pidiera a ZED España el pago de un crédito sindicado de hasta 120 millones encabezado precisamente por ING en lugar de hacer a su matriz en los Países Bajos ZED +, que recibió el dinero y cuyo 25% de acciones pertenecen a nada menos que Mijaíl Fridman, accionista en jefe de DIA.

El empresario insiste en que lo hecho por el ING llegó después de que él mismo denunciara que el banco blanqueaba dinero para sus socios en Rusia. Aquéllos, en retribución, abonaban supuestos sobornos a funcionarios en su país y en Uzbekistán. ING debió pagar una multa de 775 millones de euros luego de reconocer a la Fiscalía neerlandesa un delito de blanqueo de capitales.

En junio de 2017, Pérez Dolset fue arrestado tras una querella de Anticorrupción en la llamada Operación Hanta, una red de corrupción en la que están siendo investigados hasta 20 personas y que habría desviado 67 millones de euros de ayudas públicas. El empresario fue enviado a prisión luego de que Luis Elías, directivo del grupo Planeta -20% de participación en ZED- entregara un informe que dictaba que el magnate había desviado 89 millones de euros a cuentas de una empresa establecida en Panamá. Tres semanas después y tras haber pagado una fianza de 60.000 euros, Pérez Dolset fue dejado en libertad e insistió en la tesis de que este informe no era más que una puesta en escena pues incluía "datos falsos".

Por último, Pérez Dolset se defendió contra el grupo editorial en julio de este año con la entrega de una serie de audios registrados por Villarejo que delatan conversaciones entre ejecutivos de Corporación Planeta para llevar a ZED a la ruina. Este grupo admitió que sus directivos se habían reunido con el expolicía y que él ofreció información sobre el árbitro del litigio con el dueño de Kiss FM, Blas Herrero, cierra El País. @mundiario