Falleció Pepe el del Pastor, responsable del mayor caso de banca paralela en Galicia

banco-pastor
La oficina de Banco Pastor en la compostelana rúa de la República de El Salvador.

Se cumplen 24 años del mayor caso de banca paralela en Galicia. Su protagonista bien pudiera haber trasladado esa operativa de sus antecedentes en la banca Fabeiro de Negreira.

Falleció Pepe el del Pastor, responsable del mayor caso de banca paralela en Galicia

Se cumplen 24 años del mayor caso de banca paralela en Galicia. Su protagonista bien pudiera haber trasladado esa operativa de sus antecedentes en la banca Fabeiro de Negreira, comprada en los 60 por el Pastor.

No fue hasta muy mismo que hemos sabido que la pasada semana falleció José Rodríguez Casal, alias “Pepe el del Pastor”, quien fuera protagonista durante años del mayor escándalo financiero de la banca gallega, hasta que quedó minimizado por el escándalo de los exdirectivos de las cajas de ahorros gallegas. Rodríguez Casal fue condenado por la Audiencia Provincial de A Coruña, en abril del 2006, a ocho años de prisión por sendos delitos de apropiación indebida y falsedad documental y a indemnizar con 8,28 millones de euros a Banco Pastor, como compensación por la devolución que la entidad se vio obligada a efectuar a sus clientes, consecuencia de las irregularidades cometidas por quien era su Director en la oficina del banco en la rúa de República del Salvador en Santiago de Compostela, conocida en los ochenta como “la de los tres cajeros 4B”, que aún en la actualidad conserva dos de ellos.

El fraude se detectó coincidiendo con la jubilación de Pepe, en diciembre de 1991. Como despedida dirigió a su superior, con despacho adyacente al suyo, un escrito en el que confesaba sus irregularidades y cuantificaba el quebranto al banco en unos mil millones de pesetas. Recordemos que Pepe Rodríguez Casal, hasta el momento, era un empleado con una impecable hoja de servicios, apreciado por sus clientes y puesto como ejemplo de profesional para el resto de directivos del banco en su zona. No en vano desde 1975 ostentaba el cargo de director de la sucursal.

Un bancario de Negreira con antecedentes oscuros

En la villa de Negreira existieron dos casas de banca en el siglo pasado. La primera propiedad del emigrante retornado de Cuba, Francisco Leis Mayo, y suegro del que después sería alcalde Jesús Magariños Pastoriza y padre del conocido falangista Manuel Leis ("Manolo de Pancho"). Esta casa de banca quebró en los primeros años de la posguerra, perjudicando a numerosos nicrarienses, lo que fue silenciado por la prensa de la época, con certeza gracias a la filiación política del hijo del propietario.

En 1918 también fue fundada en Negreira la casa de banca de los Fabeiro, por el farmacéutico Plácido Fabeiro, que fue corresponsal de bancos como el Hispano Americano, “Banco de La Coruña”, Hijos de Olimpio Pérez,  Banesto o del propio Banco de España, entre otros. Cuando fallece el fundador, en 1929, se crea la mercantil Hijos de Plácido Fabeiro C.B. La familia pasó por serias dificultades económicas derivadas de inversiones en una fábrica de quesos que resultarían fallidas, viéndose obligados en marzo de 1961 a la venta del negocio de banca al Banco Pastor. Esta operación derivó en un pleito judicial que llegó al Tribunal Supremo para resolver las diferencias, dado el déficit patrimonial detectado por el Pastor tras la compra. Entre los “activos” adquiridos figuraba en la plantilla de empleados José Rodríguez Casal. No sería descabellado suponer que en la operativa bancaria de Hijos de Plácido Fabeiro se inspirase Pepe para el diseño de su “banca paralela” en el Pastor.  

La banca paralela de Pepe el del Pastor

En la sentencia de la Audiencia Provincial, de una extensión de unos 150 folios, se condenaba a Rodríguez Casal por sustraer elevadas sumas de dinero de cuantas de clientes, considerando probado que cuando menos desde 1979 Pepe ofrecía a la clientela tipos de interés en cuentas a plazo que llegaban a duplicar e incluso triplicar los autorizados, así como recurrir a manipulaciones contables con el objetivo de ocultar su actividad irregular.

Los clientes afectados fueron casi cuatrocientos convencidos por el trato cercano de Pepe y, sobre todo, por los elevados intereses prometidos, lo que nos recuerda lo sucedido años después con preferentes y deuda subordinada. De hecho no fue el único, otros directores del Pastor en San Cosme de Barreiros e Illa de Arousa o de Caixa Galicia en Bertamiráns y Santiago, también incurrieron en las mismas irregularidades. Hoy en día difícilmente se podría repetir, la informatización y la digitalización de documentos en la banca lo impiden, pero no la expectativa de elevados tipos de interés, como sucedió en Forum y Afinsa no hace tanto…

Falleció Pepe el del Pastor, responsable del mayor caso de banca paralela en Galicia
Comentarios