Buscar

MUNDIARIO

El Gobierno gastó un 2,88% más del PIB hasta mayo por la crisis del coronavirus

Se registró un incremento exponencial que superó por cuatro veces el tamaño del gasto público estatal en los presupuestos, requerimientos, servicios esenciales.
El Gobierno gastó un 2,88% más del PIB hasta mayo por la crisis del coronavirus
El Palacio de La Moncloa, la sede del Gobierno de España / AFP.
El Palacio de La Moncloa, la sede del Gobierno de España / AFP.

Firma

Ricardo Serrano

Ricardo Serrano

El autor, RICARDO SERRANO, colaborador de MUNDIARIO, es un periodista venezolano especializado en política y economía con experiencia en diversos periódicos de Venezuela y un portal web de Argentina. @mundiario

El actual período de retracción y paralización de la convulsa normalidad que ya había en España antes de esta etapa histórica de cambios multidimensionales, se ve totalmente alterado por la desaparición de facto de la disciplina económica que durante años caracterizó a la Unión Europea y sus mandatos de buena administración fiscal para evitar crisis económicas. Sin embargo, no se pudo evitar una crisis que nadie veía venir.

Y es que el déficit acumulado por el Estado español se disparó un 2,88% del producto interno bruto (PIB) hasta mayo, lo que equivale a unos 32.251 millones de euros tras superar por partida doble la barrera del 100% y ubicarse en el 107,3% con respecto al mismo período de 2019 como consecuencia de la crisis sanitaria desencadenada por la pandemia de coronavirus.


Quizás también te interese: 

Casado quiere para Sánchez un rescate que el PP no quiso para la España de Rajoy


Esto implica que el Gobierno ejecutó un gasto que amplió la abultada brecha entre los pocos ingresos fiscales que percibe y el enorme flujo de capitales en egresos que se van por la implosión de las demandas sociales a causa del impacto socioeconómico generado por el confinamiento y las restricciones a la movilidad social ante la propagación de los contagios por Covid-19. 

Los datos fueron anunciados este martes por el Ministerio de Hacienda, que precisó que “el déficit acumulado por las Administraciones Públicas entre enero y abril pasados, sin contar con las corporaciones locales, creció un 256,7% hasta los 24.043 millones de euros”, equivalentes al 2,15% del producto interno bruto (PIB) español, que promedia un total de 1,1 billones de euros (1,4 billones de dólares).

Por lo tanto, se registró un incremento exponencial que superó por cuatro veces el tamaño del gasto público estatal en los presupuestos, requerimientos, servicios esenciales y demandas de cada administración en sus distintos niveles, lo que llevó el tamaño del Estado y del Gobierno a un nivel que podría concederle cierta ventaja política a Pedro Sánchez, pues la liquidez, las prebendas sociales, los subsidios y las agendas de políticas públicas de emergencia podrían convertirse en sus instrumentos clave para ganar una mayor base electoral, más aprobación a su gestión y posicionarse como un líder reelegible para los españoles. @mundiario