España está casi 12 puntos por debajo de la media europea en reciclaje

Prototipo de isla construida con residuos / www.terra.com.pe
Prototipo de isla construida con residuos. / www.terra.com.pe
El reciclaje y la reutilización son medidas prácticas para reducir –no se puede hablar de eliminar– los residuos plásticos. La automoción y la electrónica están en el hilo conductor de tales residuos.
España está casi 12 puntos por debajo de la media europea en reciclaje

Que el mar es el gran depósito mundial de basura de todo tipo no es nuevo ni de ahora. Desde hace muchos años todos hemos contribuido, de una u otra manera, a convertir los mares y los océanos en verdaderas cloacas a las que han ido ido y van a parar todo tipo de residuos y seres vivos para los que no se hallaban lugares o espacios en casa. Por ejemplo gatos y perros a los que, recién nacidos, sus propietarios arrojaban al mar metidos en un saco. Y esta sería, al fin y al cabo, la menos dañina de las cargas que se depositaban en el mar -por ejemplo en la ría de Arousa- a sabiendas de que el movimiento de las aguas marinas no inducen a pensar en que los posibles efectos de la contaminación de aquellas serían pasajeros.

Cada vez con más interés, se presentan proyectos, programas, que pretenden la descontaminación de las aguas a la vez que el aprovechamiento de buena parte de esas materias contaminantes. Es el caso de los marineros y puerto vizcaíno de Ondarroa, donde mediante la aplicación de la Economía Circular en la industria marítima se hace frente al proyecto circular Seas basado en la sustitución de equipos y productos de plástico convencional por materiales reciclados, biodegradables o renovables -con posibilidades de impresión en 3D- mediante el reciclado de residuos generados en las actividades portuarias e implementar así los principios de la denominada Economía Circular.

En el proyecto participan fundaciones y universidades españolas -entre estas la de Vigo-, francesas, portuguesas y británicas con el objetivo de dar con estrategias  que conduzcan a la reutilización de residuos plásticos obtenidos del mar. Los promotores del sistema estás convencidos de que la contaminación marina por plásticos y la industria marítima es una realidad que precisa de solución. Por ello se centran en la búsqueda de esas estrategias que permitan la reutilización de tales residuos plásticos para convertirlos en productos verdes para la industria marítima.

En tal sentido, el Gobierno destina algo más de 836 millones de euros a la aplicación de un plan de acción que contempla 70 medidas entre las que figura la recogida de basuras marinas o que acaban en el mar y que en absoluto son ajenas al ser humano. De esa cantidad de dinero, 4 millones se destinan a la instalación de puntos de recogida de residuos en los puertos dependientes del Estado (de interés general) y un millón a la elaboración de una base de datos de desechos. Se trata, en definitiva, de "pescar" basura como principal Estrategia de Economía Circular del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (MAPAMA) o, lo que es lo mismo, aprovechar los recursos  para reducir el uso de materias primas en un horizonte de unos diez años.

La "pesca" de basuras servirá para detectar cuáles son exactamente los desechos que acaban en el mar y proceder a su recogida, centrando el objetivo en los plásticos, entre otras materias.

De los 111 millones de toneladas de residuos que generó España en el año 2014, solo el 24,32% fue reciclado. La cifra sitúa al Estado español casi 12 puntos por debajo de la media europea. A este respecto, el vicepresidente y responsable de Sostenibilidad de la Comisións Europea, Frans Timmermans, advirtió de que "si no cambiamos la manera en que producimos y utilizamos los plásticos, en 2050 habrá más plástico que peces en nuestros océanos".

El reciclaje y la reutilización son medidas prácticas para reducir –no se puede hablar de eliminar– los residuos plásticos. La automoción y la electrónica están en el hilo conductor de tales residuos. @mundiario

España está casi 12 puntos por debajo de la media europea en reciclaje
Comentarios