Elizabeth Holmes, la mujer que hizo creer a Silicon Valley que los ‘unicornios’ existían

Elizabeth Holmes, empresaria. RR SS.
Elizabeth Holmes, empresaria. / RR SS.

La empresaria ha sido hallada culpable de varios de los cargos por los que era inculpada. Enfrenta una condena de unos 20 años y una multa millonaria por un mito llamado Edison.

Elizabeth Holmes, la mujer que hizo creer a Silicon Valley que los ‘unicornios’ existían

Nos encantan las historias de personajes como Bill Gates, Steve Jobs o Mark Zuckerberg, empresarios innovadores que llegaron para cambiar nuestras vidas con inventos que antes parecían ciencia ficción. Por eso no sorprendió cuando Silicon Valley adoptó a la que fue su niña mimada por años, Elizabeth Holmes, una joven promesa que tal como muchos otros decidió abandonar la estilista Universidad de Stanford para emprender con un invento que parecía un unicornio.

Justamente fue eso, un unicornio, un mito improbable que encantó a grandes inversores y que terminó siendo uno de los casos de fraudes más escandalosos de la época. Este caso ha puesto en duda la cultura de las empresas, en especial de las start-up.

Holmes dio comienzo con su sueño fundando y llamado Theranos, una empresa que presentaba una tecnología sinigual que prometía revolucionar el campo médico en todo el mundo. La empresaria presentó una especie de pequeño laboratorio móvil, al que llamó Edison, que podría detectar cualquier enfermedad con solo una gota de sangre. Como dijimos un unicornio.

Esta semana, Holmes ha sido declarada culpable de cuatro cargos por fraude electrónico y conspiración para defraudar en un juicio en California. Así es como cae esta empresaria de 37 años que poco tiempo antes llegó a ser valorada por más de 3.600 millones de dólares, según Forbes. Ahora podría ser sentenciada a 20 años de cárcel y ser multada con una suma millonaria.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por RFI (@rfi)

 

Derrumbe de un sueño

La caída de Theranos comenzó gracias a un exhaustivo reportaje presentado por The Wall Street Journal, donde concluyeron que los dispositivos de dicha empresa no funcionaban tal como la empresaria hacía creer. La empresaria era comparada con Steve Jobs por su rutina de vestir blusas de manga y cuello largo pero también por sus habilidades de persuasión, esto le valió el título de multimillonaria cuando había alcanzado los 31 años.

Los costos de los análisis de Theranos era de una cuarta parte con respecto a las pruebas tradicionales, lo que significaba un gran avance en el sector de la salud donde muchos empresarios, como Rupert Murdoch, quisieron invertir. Eran tales las posibilidades que la cadena de farmacias estadounidense Walgreens llegó a asociarse con la empresa de Holmes para presentar las pruebas en sus diversos locales. Todo se vino abajo cuando el medio estadounidense empezó a publicar diversos artículos donde revelaban la verdad detrás de las pruebas, donde incluso llevaban a diluir la sangre para siempre terminar dando resultados erróneos.

 

El reportaje firmado por John Carreyrou también resolvía muchas de las mentiras contadas por Holmes, quien había afirmado que el ejército de EE UU había comprado su tecnología para análisis de campo en territorio bélico, cuestión que era completamente falsa. A golpe de mentiras, Holmes construyó un imperio de naipes con un valor de 7.600 millones de euros, que finalmente le ha llevado enfrentar un juicio por fraude por unos 650 millones de euros.

Por un tiempo se libró del juicio cediendo el 50% de las acciones de Theranos, pagando varias multas millonarias y por qué no, casándose y quedando embarazada. Pero ahora, ha sido hallada culpable de varios de los cargos que enfrentaba, pasando a ser una de las grandes estafadoras del siglo. Aunque estamos seguros de que Hollywood tiene un nuevo material para su próxima gran película o serie. @mundiario 

Elizabeth Holmes, la mujer que hizo creer a Silicon Valley que los ‘unicornios’ existían
Comentarios