Cuidado: el bajo interés de las hipotecas a tipo variable tiene “trampa”

El euríbor nunca había estado tan bajo./ Dreamstime.com
El euríbor nunca había estado tan bajo. / Dreamstime.com

Las hipotecas variables son tan baratas gracias a la baja cotización del euríbor a 12 meses, que en el mes de septiembre registró su valor más bajo: -0,168 %.

Cuidado: el bajo interés de las hipotecas a tipo variable tiene “trampa”

Uno de los datos más destacados de la última Estadística de Hipotecas publicada por el Instituto Nacional de Estadística (INE) es el referente al interés de los préstamos hipotecarios. Según el INE, el tipo aplicado sobre estos productos fue del 2,76 % en el mes de julio, el más bajo registrado por esta institución. Los créditos hipotecarios, por tanto, nunca habían sido tan baratos como ahora, aunque desde el comparador de hipotecas HelpMyCash.com alertan que esto se debe, en gran parte, a la cotización de un euríbor que se encuentra en mínimos históricos.

Euríbor en mínimos históricos

Y es que este índice de referencia registra récords negativos prácticamente cada mes. De hecho, lleva desde febrero de 2016 por debajo del 0 % y en septiembre de este año alcanzó su valor más reducido: un -0,168 %. La mayor parte de las hipotecas contratadas en España son a tipo variable referenciado al euríbor (un 61,6 % en julio, según el INE), así que no es casualidad que el interés medio de los préstamos hipotecarios se encuentre actualmente en su punto más bajo.

Pero ¿qué pasaría si el euríbor subiera? A corto plazo, los principales expertos en la evolución de este índice no prevén cambios muy bruscos, pero es difícil que se mantenga en mínimos históricos durante mucho tiempo más. En el caso de que el euríbor registrara un aumento, las hipotecas variables firmadas este año se encarecerían notablemente, más aún si se tiene en cuenta que sus diferenciales suelen ser de más del 1 %.

Lo podemos ver de un modo más claro con un ejemplo. Imaginemos que tenemos una hipoteca de 100.000 euros a 25 años con un interés de euríbor más 1 %. Con este índice cotizando al -0,168 %, las cuotas mensuales a pagar serían de 461 euros. Sin embargo, si el euríbor subiera hasta el 1 %, el precio de las mensualidades alcanzaría los 515 euros, por lo que tendríamos que realizar un esfuerzo económico mayor para amortizar el préstamo.

Es imprescindible valorar todos los posibles escenarios

Es por esto que desde el comparador HelpMyCash.com recomiendan que, antes de contratar una hipoteca variable, es imprescindible calcular a cuánto ascenderían las cuotas teniendo en cuenta diversos valores del euríbor (el actual, su media histórica, etc.). De esta manera, podremos valorar si contamos con unos ingresos suficientes para abonar las mensualidades en distintos escenarios.

Además, dentro del mercado también existen otras opciones de financiación. Por ejemplo, cada vez hay más consumidores que se decantan por contratar hipotecas a tipo fijo, cuyo interés es muy atractivo. Actualmente, las cuotas de estos productos son algo más altas que los de los préstamos a tipo variable, pero en caso de subida del euríbor, a los titulares de una hipoteca fija no se les encarecerían las mensualidades.

En estos momentos, el interés nominal medio de las hipotecas a tipo fijo se sitúa alrededor del 2,5 % para plazos de hasta 20 años y sobre el 2,9 % para períodos de amortización de hasta 30 años, según el comparador HelpMyCash.com. Pero este año ya se han detectado leves subidas en los tipos de varios préstamos a interés fijo, por lo que muchos expertos apuntan a que los consumidores cuentan con unos pocos meses de margen para hacerse con una hipoteca fija a menos del 3 %.  

Cuidado: el bajo interés de las hipotecas a tipo variable tiene “trampa”
Comentarios