La crisis afecta, en gran medida, a nuestros ancianos: esa es la gran lacra

La crisis del euro da lugar a muchas sombras.
La crisis da lugar a muchas sombras.

Aquella anciana se mecía en su sillón de madera. Lo había perdido todo en las preferentes. Sólo le quedaba una mínima pensión, que le habían reducido considerablemente por la crisis...

La crisis afecta, en gran medida, a nuestros ancianos: esa es la gran lacra

Nuevo microrrelato de esta autora de MUNDIARIO, esta vez sobre la incidencia de la crisis en la tercera edad.

Aquella anciana se mecía en su sillón de madera... Lo había perdido todo en las preferentes. Sólo le quedaba una mínima pensión, que le habían reducido considerablemente por la crisis... zis, zas, zis, zas, sonaba la mecedora.... Aquel ruido la acompañaba siempre... Tenía familiares por todas partes de España... Sobre la mesa, un montón de cartas para franquear llenas de polvo, le habían subido la luz y tenía que ahorrar, no podía usar el teléfono, se lo habían cortado por impago... No tenía dinero para sellos... No se pudo despedir de nadie en sus últimos suspiros... zis, zas, zis, zas... Lentamente, se fue deteniendo la música de la silla que la mecía y que la hacía compañía...

La crisis afecta, en gran medida, a nuestros ancianos: esa es la gran lacra
Comentarios