Buscar

MUNDIARIO

El control climático sobre la producción de acero preocupa a las economías de la UE

La idea es producir lo mismo o más con una reducción de las emisiones de CO2, lo cual es una tarea difícil, pero con una posible opción en la diversificación con energías limpias y renovables.
El control climático sobre la producción de acero preocupa a las economías de la UE
El ministro de Industria de Alemania, Peter Altmaier / DW.
El ministro de Industria de Alemania, Peter Altmaier / DW.

El cambio climático es, junto a la erradicación de la pandemia, el mayor reto global de la humanidad y de la comunidad internacional de aquí a 2030 durante esta incierta tercera década del siglo XXI, que iniciará en 2021. Entonces, la clave radica en cómo evitar otra crisis económica mundial sin dañar al sistema industrial que la alimenta y sin perjudicar al medio ambiente.

Y es que la situación actual de la Organización Mundial del Comercio (OMC) y los retos que representa la reducción de emisiones de CO2 (dióxido de carbono) en sectores clave como el acero preocuparon este lunes en Berlín, Alemania, a los ministros de Comercio de la Unión Europea (UE), que concluyeron una reunión informal.

Esto implica que la UE busca la manera de lograr un equilibrio entre la producción y la exportación de acero, un recurso clave para la estabilidad económica del bloque, sin reducir la actividad industrial, que genera una buena parte de los empleos y de la fuerza de trabajo que sostiene la economía europea.

En ese marco, uno de los temas centrales fue “la búsqueda de fórmulas para que la industria europea del acero no se vea perjudicada por competidores con estándares más bajos en lo relativo a las medidas para reducir emisiones”, según un comunicado conjunto emitido por los ministros de Industria de los países de los 27 países miembros de la UE.

Entonces, la idea es producir lo mismo o más con una reducción de las emisiones de CO2, lo cual es una tarea difícil, pero con una posible opción en la diversificación con energías limpias y renovables. @mundiario