Buscar

MUNDIARIO

El Congreso vuelve a anclar las pensiones con el Índice de Precios al Consumidor

Ahora el segmento socioeconómico que se beneficia de las pensiones tendrá una mejora en su calidad de vida y en su capacidad de consumo gracias a este ajuste estructural.
El Congreso vuelve a anclar las pensiones con el Índice de Precios al Consumidor
El hemiciclo de sesiones del Congreso de España / eleconomista.es
El hemiciclo de sesiones del Congreso de España / eleconomista.es

Una de las medidas más importantes que pudiera aplicarse en favor de la sociedad española para mejorar su poder adquisitivo, ya es una realidad en curso que está bajo estudio, pero con una aprobación oficializada, en el máximo órgano legislativo del país. 

Y es que el Congreso español ha renovado por tercera vez las recomendaciones del Pacto de Toledo, que vuelve a revalorizar la pensión con el IPC (Índice de Precios al Consumidor) y le permite al Estado financiar los gastos impropios de la Seguridad Social para ayudar así a reducir el déficit del sistema.


Quizás también te interese:

Las exportaciones españolas amortiguaron su caída al 0,9% en septiembre pese a la recesión


Esto implica que ahora el valor y monto neto de las pensiones avanzará conforme el alza de la inflación. A medida que suba la inflación, aunque lo haga levemente en tan solo una décimas, las pensiones subirán su cuantía. Pero no se trata de la inflación macroeconómica, sino de la comercial, estimada en el valor general del índice de precios de venta al público, que al encarecerse, automáticamente incrementarán los montos de cada pago de la Seguridad Social para proteger el poder de compra y la capacidad socioeconómica de los jubilados y las personas mayores. 

El Pleno del Congreso ha ratificado con 262 votos a favor, 2 en contra y 78 abstenciones el "Informe de Evaluación y Reforma del Pacto de Toledo", que contempla 21 nuevas recomendaciones adaptadas a “un nuevo mercado laboral y que buscan tanto garantizar la suficiencia y sostenibilidad del sistema de pensiones como mantener el poder adquisitivo de los pensionistas”, indicó el órgano legislativo en un comunicado, reseñado hoy por la agencia EFE.

Por lo tanto, ahora el segmento socioeconómico que se beneficia de las pensiones tendrá una mejora en su calidad de vida y en su capacidad de consumo gracias a este ajuste estructural, que podría incrementar también la recaudación de impuestos del Gobierno y así contribuir en aporte de capitales al déficit del sistema de Seguridad Social para sanear esa parte de las cuentas públicas. @mundiario