La cadena de librerías Waterstones deja de vender el libro electrónico Kindle

image
Interior de la librería Waterstones.

Los románticos del papel nunca dejaremos de lado a nuestros queridos amigos los libros, para nosotros son parte de nuestra vida, son nuestro sello de identidad.

La cadena de librerías Waterstones deja de vender el libro electrónico Kindle

Los románticos del papel nunca dejaremos de lado a nuestros queridos amigos los libros, para nosotros son parte de nuestra vida, son nuestro sello de identidad.

Una de las cadenas de librerías más importante de Reino Unido ha dejado de comercializar el libro electrónico de marca Kindle. El motivo el descenso de ventas del libro digital, y el poco interés que tiene los usuarios por los eReaders y en general por el mundo de la lectura digital. Con esta iniciativa han alegado que tendrán más espacio para ofrecer a los lectores libros en formato físico, que han experimentado un repunte en las ventas en el Reino Unido en los últimos meses. En 2009 cuando explosionó con gran fuerza la venta de ebooks, todos nos creíamos que este formato de libro iba a eliminar el libro en papel. Esto no solo sucede en Reino Unido, también en Estados Unidos, en España y en muchos países de Europa, las ventas del libro digital no han crecido como se esperaba. Al final podemos hablar de la convivencia de los dos formatos, pero el libro físico sigue vendiendo más, y así parece que va a seguir. 

Para muchos lectores el libro no sólo es el contenido, la página impresa es una experiencia que no se puede comparar con ninguna tecnología, la textura del papel en nuestros dedos, su tacto, su olor, pasar sus páginas, subrayarlas, marcarlas, doblarlas, los románticos del papel nunca dejaremos de lado a nuestros queridos amigos los libros, que se nos amontonan en las estanterías de casa, en la mesilla y que para nosotros son parte de nuestra vida, son nuestro sello de identidad. Necesitamos ver nuestros libros, ojear a nuestros autores preferidos y releer una y mil veces aquellas frases que nos seducen y que parecen que están escritas para nosotros, porque las palabras lo son todo, sin ellas no podríamos vivir, son una necesidad. Ellos son inmensamente generosos, nunca exigen nada de nosotros y nos ofrecen todo tipo de historias. El libro en papel es tendencia y espero que dure mucho años. 

Sé que hay gente que prefiere leer en el eReader, y no soy quien para criticarlo, aunque yo sea una fanática del libro físico, pero la magia de abrir un libro, ese hechizo no lo da el ebook y nunca lo dará, pero me parece muy óptimo la convivencia de los dos formatos y que ninguno excluya al otro. Sea cual sea el formato en el que leamos, lo más importante es que siga creciendo el número de lectores, que fomentemos la lectura a los niños y también a los adultos, creando clubs de lectura, cuentacuentos y hacer de los libros una manera de vida. Ahora que los libros están de moda, el siguiente paso es que vuelvan los cafés tertulias, donde escritores y lectores puedan charlar de lo que más le gusta, la letra impresa y la palabra.

"Los que leen, los que nos dicen que leen, los que pasan ruidosamente las páginas de los libros, los que tienen poder sobre la tinta negra y sobre las imágenes, ésos son los que nos dirigen, nos guían, nos muestran el camino." (Código azteca de 1524).

 

La cadena de librerías Waterstones deja de vender el libro electrónico Kindle
Comentarios