Uno de cada tres pensionistas que retrasó su jubilación en 2022 eligió mal el incentivo

Dos pensionistas. / Pixabay
Dos pensionistas. / Pixabay
Un estudio, elaborado por un grupo de autores de las Universidades de Valencia y Extremadura, concluye que gracias al nuevo marco normativo, el número de jubilaciones anticipadas disminuyó, al tiempo que las demoradas se incrementaron.
Uno de cada tres pensionistas que retrasó su jubilación en 2022 eligió mal el incentivo

El Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones completó el año pasado la reforma de las pensiones con el objetivo principal de incentivar el retraso de la edad de jubilación. Esta normativa, encabezada por José Luis Escrivá, ofrece a los pensionistas la posibilidad de mejorar su prestación si deciden seguir trabajando más allá de la edad legal de jubilación. Ahora bien, un estudio publicado este lunes por Fedea, realizado con datos del año 2022, concluye que aunque la reforma ha conseguido reducir las jubilaciones anticipadas y aumentar las demoras, muchos pensionistas no eligieron la opción más beneficiosa económicamente.

La Ley 21/2021 ofrece a los trabajadores dos opciones para mejorar su pensión si deciden retrasar su jubilación: sumar un 4% adicional a su pensión por cada año extra trabajado o recibir un cheque único con un valor variable entre 5.000 y 12.000 euros aproximadamente. El estudio de Fedea revela que, en 2022, tres de cada diez personas que retrasaron su jubilación optaron por el cheque. Sin embargo, el análisis concluye que en ocho de cada diez casos hubiera sido más beneficioso elegir el 4% adicional.

El estudio Primeras valoraciones de los efectos de la Ley 21/2021 sobre la jubilación anticipada y demorada y estimaciones sobre el gasto en pensiones, elaborado por académicos de las Universidades de Valencia y Extremadura, analiza los datos de la Muestra Continua de Vidas Laborales del INE de 2022, comparándolos con los de 2021. Los resultados muestran que el nuevo marco normativo ha aumentado la edad ordinaria de jubilación hasta los 64,8 años en 2022 y, por primera vez, ha superado los 65 años en 2023.

Penalizaciones en los tramos

El informe destaca que el aumento de penalizaciones en los tramos donde se producían mayormente jubilaciones anticipadas ha sido crucial para estos resultados. Las penalizaciones en los tramos de 22 a 24 meses pasaron del 16% al 21%, reduciendo significativamente las jubilaciones anticipadas en estos períodos. Al mismo tiempo, en tramos con menores penalizaciones, las jubilaciones anticipadas han aumentado.

Una excepción notable es el incremento de las jubilaciones anticipadas en el tramo de 1 a 3 meses, a pesar de un aumento en la penalización. Esto se atribuye a la revalorización de las pensiones en 2023 (8,5%), que incentivó a algunos trabajadores a anticipar su jubilación a diciembre de 2022.

El estudio de Fedea también analiza las preferencias de los pensionistas respecto a las bonificaciones ofrecidas por la ley. En 2022, el cheque fue elegido en uno de cada tres casos donde era conveniente y en uno de cada cuatro donde era más beneficioso el 4% adicional. De manera general, los pensionistas eligieron la opción más ventajosa en el 64,4% de los casos. Sin embargo, un 35,6% de los individuos no optaron por la opción más favorable, sugiriendo la influencia de factores como la situación económica, la necesidad de liquidez o el estado de salud.

El estudio también aborda el impacto económico de la reforma en el sistema de pensiones. Según Fedea, aunque el gasto aumentó puntualmente en 2022 por el pago del cheque único, esto se compensará en el futuro al no tener que abonar el 4% adicional a estos pensionistas. Sin embargo, advierte que, aunque la Ley 21/2021 ha sido efectiva en retrasar la edad de jubilación, no necesariamente ha limitado el gasto en pensiones. @mundiario

Comentarios