Buscar

MUNDIARIO

Barren al puerto de A Coruña de los rankings mundiales de conectividad portuaria

Primero fue ValenciaPort y ahora la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD, por sus siglas en inglés). Ambas fuentes certifican algo que en la Autoridad Portuaria de A Coruña no se quiere asumir, pero que pone en peligro su propia existencia.

Barren al puerto de A Coruña de los rankings mundiales de conectividad portuaria
Puerto de A Coruña.
Puerto de A Coruña.

Firma

Redacción

Redacción

Análisis de la Redacción de MUNDIARIO. Síguenos en Twitter @mundiario

La situación comercial y financiera del puerto de A Coruña se agrava. La Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD, por sus siglas en inglés) acaba de publicar el informe de conectividad marítima de los puertos mundiales y A Coruña ya no aparece en el cuadro de la UNCTAD. Vigo es el primer puerto gallego –está situado en el puesto 287 en el mundo– y otros dos puertos gallegos, Marín y Ferrol, aparecen más de allá del puesto 800.

Tanto este informe como otro anterior de Valenciaport coinciden en lo mismo. El puerto de A Coruña ha dejado de estar presente en las escalas de las compañías de contenedores y de las grandes líneas regulares de transporte marítimo. El informe de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo está muy en línea con el índice de ValenciaPort, ya referenciado y analizado desde MUNDIARIO. La situación alcanza el ridículo en el sector con solo 3 contenedores a lo largo de este año. O sea, en el puerto de A Coruña toca un contenedor cada dos meses.

Enrique Losada.

Enrique Losada, presidente de la Autoridad Portuaria de A Coruña.

Riesgo de quiebra técnica

Simultáneamente, en la Autoridad Portuaria de A Coruña hay riesgo de quiebra técnica, al ser prácticamente imposible que pueda devolver sus créditos. Sus datos económicos tampoco alimentan ninguna esperanza. A Coruña lidera las pérdidas de los grandes puertos españolas, ya que la mayoría de ellos crecen, mientras que el coruñés desciende en caída libre. Con los datos de los siete primeros meses de 2019 en la mano, se anotan fuertes descensos en graneles líquidos y graneles sólidos, pero también hay retroceso en las descargas de pescado fresco.

"De esta forma, será lógico pensar que el puerto no podrá pagar la deuda, porque sus ingresos son pequeños y en descenso. Lo que significa que entrará en quiebra técnica", señala a MUNDIARIO un experto del sector. ¿Solución? Una de ellas podría buscar amparo en la Ley de Puertos, que en casos de este tipo prevé intervenciones por el Estado.

Empresas coruñesas de gran proyección –Inditex, Estrella de Galicia, Grupo Tojeiro, Grupo Jove, ...– no utilizan el puerto de A Coruña, ni para sus importaciones ni para las exportaciones de sus productos. Tampoco el cluster de la madera, sin que se conozca ninguna medida al respecto de la Cámara de Comercio, Industria y Navegación, cuyos responsables parecen mirar para otro lado.

No es menor la pasividad del Concello de A Coruña, ahora en manos del PSOE, el mismo partido que el del Gobierno de España.

Desde la Xunta, donde gobierna el PP, siguen manteniendo su apoyo a Enrique Losada, presidente de la Autoridad Portuaria de A Coruña, pero hay preocupación ante posibles responsabilidades compartidas. @mundiario