Bankia finalmente abandona el eslabón de bono basura de la agencia S&P

Torre Bankia.
Torre Bankia.

La agencia de calificación de riesgos ha eliminado al banco nacionalizado de la casilla de inversiones de alto riesgo, algo similiar a lo que ya hizo la agencia Fitch.

Bankia finalmente abandona el eslabón de bono basura de la agencia S&P

La S&P ha publicado la nota de varios bancos del sistema español, sobresaliendo especialmente la de Bankia, que tras un lustro ha logrado salir de la casilla de bono basura, calificativo dado a las inversiones de alto riesgo. S&P no es la primera agencia de calificación de riesgos que desprende al banco pues su competidora Fitch hizo lo mismo hace casi un año, cuando calificó al mencionado banco en la categoría de "inversión no especulativa". Aparte, la agencia estadounidense elevó en su clasificación a Bankinter, Ibercaja y Abanca. A Santander y CaixaBank les hizo una mejora en sus perspectivas, que ahora son "positivas".

En términos generales, los bancos españoles han mejorado bastante en su imagen en la consultora. "“En nuestra opinión, el sistema bancario español ha absorbido ampliamente el coste de la explosión de la burbuja inmobiliaria y la posterior recesión económica", cita El País al informe de la organización. "Esperamos que la recuperación económica continúe y que el mercado inmobiliario gane más dinamismo. Los avances en materia de consolidación fiscal y una alineación duradera de las condiciones crediticias con otros socios de la zona euro pueden en última instancia reforzar la capacidad de recuperación de la economía frente a los shocks", prosigue el texto.

Así, la nota del banco nacionalizado ha pasado de BB+ a BBB-, que en términos regulares significa que ha pasado a estar un eslabón por delante del llamado "bono basura". En el caso de Bankinter, la nota pasa de BBB- a BBB, avanzando una posición. Al Santander, en cambio, le da la nota de A-, un notable alto en términos comunes y con posibilidades de mejorar esa graduación. CaixaBank, Kutxabank y Caja Laboral, con BBB para el primero y BBB- para el segundo y tercero, también mantienen su casilla en "aprobado" y las perspectivas son posiivas. En cambio, en el caso del Popular la situación no es tan alentadora, pues su calificación está en B+ -es decir, bono basura- y su perspectiva ha pasado de ser positiva a "estable", lo cual no anticipa mejoras a futuro.

Bankia finalmente abandona el eslabón de bono basura de la agencia S&P
Comentarios