Buscar

MUNDIARIO

El Banco de España proyecta un crecimiento de “doble dígito” de la economía nacional este trimestre

“Esa incipiente recuperación no va a poder evitar que en 2020 se den las mayores caídas del producto interior bruto en tiempos de paz a causa de la pandemia del Covid-19”, ha dicho la máxima autoridad del Banco de España. 

El Banco de España proyecta un crecimiento de “doble dígito” de la economía nacional este trimestre
El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos / elindependiente.es
El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos / elindependiente.es

Aunque el Gobierno de España ha asegurado que lo peor de la pandemia y la crisis del coronavirus ya ha pasado, las secuelas del cataclismo económico-sanitario dejado por la Covid-19 en el país aún yacen como las ruinas de una guerra contra el enemigo invisible, que todavía no ha desaparecido de territorio español. 

Sin embargo, pese a la caída de los flujos de rentas, la merma en la estabilidad del empleo y la rentabilidad de las empresas, la demanda interna y externa se ha recuperado progresivamente con la reapertura de la economía y la desescalada de los sectores de la vida nacional, lo que se traduce en una transición a la recuperación macroeconómica. 


Quizás también te interese:

El Gobierno exige a las empresas que sean viables para solicitar un rescate


Las palabras del gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, son esperanzadoras. El rector de la política monetaria del país señaló este jueves que la recuperación ha iniciado, pero hizo el matiz de que “en este tercer trimestre creceremos a tasas significativas, de dos dígitos muy probablemente, por lo que será incompleta, incierta y desigual”.

Así lo dijo el economista, quien con esas declaraciones dejó entrever que la economía española, la cuarta más importante de la Unión Europea, tendrá un comportamiento heterogéneo y variado en el ritmo que tomen los flujos de capitales que están próximos a expandirse en el país con la llegada del fondo de rescate de la UE procedente del fondo europeo de recuperación, por el orden de los 140.000 millones de euros, que generarán un caudal financiero muy nutrido y circulará como liquidez, créditos, inversiones y subsidios reembolsables para los grandes actores económicos del país en las empresas, industrias, comercios, grandes cadenas de valor, productores de energía y el sector servicios, así como a la reanimación del empleo y de la fuerza de trabajo nacional, muy golpeadas por el confinamiento y la pandemia.  

Durante su intervención en la presentación de la memoria del Consejo Económico y Social de España, Hernández de Cos explicó que “pese a este repunte de la economía, los niveles de PIB (producto interno bruto) cuando termine el tercer trimestre serán considerablemente inferiores a los del cierre de 2019”. Es decir, la economía española se recuperará, pero probablemente solo en un 0,5% o 1%.

“Esa incipiente recuperación no va a poder evitar que en 2020 se den las mayores caídas del producto interior bruto en tiempos de paz a causa de la pandemia del Covid-19”, ha dicho la máxima autoridad del Banco de España. 

Esto implica que ninguna medida de estímulo fiscal o paquete de rescate impedirá que al cierre de este año se produzca la mayor contracción de la economía desde que España se vio involucrada en la Segunda Guerra Mundial y desde la oscura época del franquismo. La fuerza de trabajo, las estructuras de capital, de empleo y de desarrollo social, de infraestructura, educación, comercio y servicios pasan por la fase de mayor austeridad, menor proporción de riqueza financiera y de bienestar socioeconómico en la historia española de todo el siglo XXI. @mundiario