4 consejos para manejar el estrés en el trabajo

Estrés laboral. / Freepik.
Estrés laboral. / Freepik.

El estrés laboral es el principal enemigo de emprendedores y profesionales alrededor del mundo, pero todo depende de la manera en que reaccionas a esas situaciones que lo generan. Si logras manejar con inteligencia estas dolencias físicas y sentimientos negativos producto del estrés, habrás dado el primer paso.

4 consejos para manejar el estrés en el trabajo

El estrés es una respuesta natural de nuestro cuerpo ante situaciones, generalmente, de peligro que requieren una reacción para asegurar nuestra supervivencia. En el ámbito laboral, el estrés es el gran culpable de que no puedas concentrarte al momento de trabajar, algo que puede perjudicar tu rendimiento.

En consecuencia, baja tu productividad y creatividad, y emergen los tan molestos bloqueos mentales que hacen que mantener el foque y la atención en una misma tarea sea una misión imposible. Sin duda, el estrés laboral es el principal enemigo de emprendedores y profesionales alrededor del mundo, pues indistintamente del campo en el que de desempeñes, puede impedirte desarrollar nuevos proyectos exitosos o bien, tomar las decisiones correctas.

A ver, tampoco vamos a decir que una vida sin estrés sería más feliz, pues este nos mantiene alerta ante determinados escenarios. Por el contrario, lo importante es la manera en que reaccionas a esas situaciones que te generan estrés. Si logras manejar con inteligencia estas dolencias físicas y sentimientos negativos producto del estrés, habrás dado el primer paso. Presta atención a los siguientes consejos.

1) Identifica la causa: este es el primer paso y el más importante de todos. Si identificas el problema, las situaciones laborales en concreto que te causan estrés, te será más fácil combatirlo. Si es posible, trata de llevar una libreta en la que anotes todos tus pensamientos y sentimientos, incluyendo las personas y circunstancias, y la manera en que reacciones ante las distintas situaciones.

2) Gestiona el tiempo: el mal manejo de los tiempos es una de las principales causas del estrés. Distraerte con el ordenador o no tener esquematizadas las labores que debes realizar, en la mayoría de los casos, puede hacer que acabes por hacer demasiadas tareas a la vez o, de entrenada, no concluyas ninguna de ellas. Si hay algo que tenemos todos en común son las 24 horas que dura el día. De ahí, a cómo manejamos y sacamos el máximo de cada una de ellas, es tarea de cada quien. Una correcta organización del tiempo es, quizás, la mejor estrategia para prevenir el estrés.

3) No olvides descansar: planear descansos cortos a lo largo del día es ideal y necesario para despejar tu mente y alejar el estrés. Desde respirar airea fresco, tomar un poco de agua, masajear tus hombros, estirarte, hasta dedicar unos minutos a una corta meditación, debes poner pausa cada cierto tiempo. Lo dice el refrán: para seguir caminando, a veces hay que pararse.

Asimismo, por las noches, dormir lo suficiente es indispensable para tener una vida laborar alejada del estrés. Cuando descansas las horas necesarias, resulta más fácil mantener el equilibrio y hacerle frente al estrés. Por el contrario, la falta de sueño puede interferir con la productividad y la capacidad de concentración.

4) Haz ejercicio: ejercitarse es tan fundamental como tener un buen descanso. De hecho, para nadie es un secreto que el ejercicio físico es un potente calmante del estrés, pues está comprobado que reduce los niveles de cortisol (la hormona relacionada con el estrés) y produce endorfinas, que mejoran el estado de ánimo. Por ello, deberías reservar 30 minutos del días a la actividad física, ya sea caminar, nadar, correr, hacer yoga, ir al gimnasio o practicar tu deporte favorito. Sin duda, notarás la diferencia. @mundiario

 

4 consejos para manejar el estrés en el trabajo
Comentarios