9 palabras y términos imprescindibles a la hora de adquirir vivienda

compracasa2
Negocio realizado. / lifestyle.com

El vocabulario del mundo inmobiliario es infinito, no solo eso, además hay palabras que pueden resultar demasiado técnicas o desconocidas hasta que nos enfrentemos por primera vez al alquiler o compra de vivienda.

9 palabras y términos imprescindibles a la hora de adquirir vivienda

La realidad es que todos los seres humanos en algún momento de la vida deciden independizarse, así que tarde o temprano hay que enfrentar esta situación. Si usted ya está pensando en comprar o alquilar un inmueble, puede que ya estés familiarizado con las siguientes palabras, sin embargo: ¿sabe lo que significan?

1. Arrendador y arrendatario: No hay que confundirlos, el arrendador es el propietario legal de la vivienda y el arrendatario es la persona que paga al propietario para poder utilizarla.

2. Depósito: Es la cantidad de dinero que cubre los posibles daños que el arrendatario puede producir en la vivienda.

3. Pago inicial: ¡Cuidado! No es lo mismo que el depósito. Un pago inicial es la cantidad de dinero que garantiza al vendedor de la vivienda que el contrato se va a llevar a cabo.

4. Alquiler con derecho a compra: Es un contrato compuesto por dos subcontratos: uno para el alquiler y otro para la compra. El arrendatario puede vivir en la propiedad alquilada durante un periodo específico de tiempo (normalmente de 1 a 3 años) y posteriormente tiene el derecho de comprar la propiedad por un valor establecido.

5. Certificado de habitabilidad: Es un documento que confirma que una propiedad cumple con los requisitos mínimos de higiene, salud, seguridad y estructura para que las personas puedan vivir en ella.

6. Gastos de comunidad: Son todos aquellos gastos necesarios para el mantenimiento y reparación del edificio y sus servicios comunes, como son los ascensores, conserjería, calefacción o limpieza.

7. Registro de la propiedad: Es un documento público y oficial que identifica al propietario actual de la vivienda y si esta está ligada a alguna hipoteca, contrato de alquiler o compra, etc. Antes de firmar un contrato, asegúrate de que la casa está libre de cargos. También revisa que está actualizada con todos los requisitos legales. Por ejemplo, si la vivienda está ligada a una hipoteca, el vendedor debe cancelarla y volver a registrarla antes de firmar el nuevo contrato.

8. Hipoteca: Se trata de un préstamo a medio / largo plazo (normalmente entre 15 y 30 años). Debe ser inscrito en el Registro de la propiedad, tanto su inicio como su final.

9. Evaluación de bienes raíces: Normalmente, lo realiza un agente profesional o por un corredor de propiedades y contiene información sobre la valoración tributaria, título, ubicación, tamaño, calidad de la construcción y vida útil del edificio.

¿Conoces otras palabras específicas y útiles del sector inmobiliario? ¡Comenta este artículo y compártelas con nosotros!

9 palabras y términos imprescindibles a la hora de adquirir vivienda
Comentarios