Xavi Hernández: "Estoy cabreado y esta realidad me jode"

Ni la nieve caída en el Allianz Arena pudo enfriar el cabreo de Xavi Hernández. / Miguel Ruiz - fcbarcelona.es
Ni la nieve caída en el Allianz Arena pudo enfriar el cabreo de Xavi Hernández. / Miguel Ruiz - fcbarcelona.es
Duras palabras las que dejó el técnico blaugrana tras el final del partido en el que su equipo cayó 0-3 en Alemania, resultado que los deja fuera de Liga de Campeones. 
Xavi Hernández: "Estoy cabreado y esta realidad me jode"

Cabreado, enojado y con mucha rabia. Emociones y sentimientos que embargaron a Xavi Hernández tras el partido en el que el FC Barcelona perdió 3-0 con el Bayern Múnich en el Allianz Arena y que dejó al conjunto culé fuera de la Liga de Campeones, aunque como consuelo disputará la próxima ronda de la Europa League que comenzará en febrero de 2022. El entrenador blaugrana fue totalmente franco durante la rueda de prensa y no pudo ocultar su molestia por el resultado. 

"Me voy cabreado. Esta es nuestra realidad y me jode. Hay que afrontarla. No queda otra. Hoy empieza una nueva etapa. Empezamos de cero. Nuestro objetivo es la Champions, no la Europa League", así se expresó Xavi Hernández durante la rueda de prensa postpartido y precisamente con estas palabras quiero detenerme. 

El oriundo de Tarrasa como entrenador tiene su cuota de responsabilidad, eso es cierto, desde lo táctico su trabajo fue diseñar un once que pudiera intentar por lo menos buscar más el partido, evitar recibir goles y mostrar más hambre de triunfo, si bien en los primeros 15 minutos del encuentro, quizás un poco más la plantilla culé intentó hacer daño y sorprender al rival, después en cuestión de segundos se diluyó la idea. 

Algo que también fue un poco descabellado fue salir con una línea de tres centrales, dejando a Jordi Alba y Dest como carrileros, sin embargo el primero de ellos se retiró lesionado y tuvo que entrar Osar Mingueza en su lugar y prácticamente el dibujo cambió, paso de jugar con la clásica línea de 4. Otra gran sorpresa fue la titularidad de Dembélé después de 200 días, si bien es una buena noticia saber que aun se puede contar con el atacante francés, la realidad es que tampoco estuvo acertado de cara al gol, lo mismo que Memphis Depay y el resto de los jugadores de la zona ofensiva.

Dembélé fue titular en el partido, pero aun está lejos de su mejor versión. / Miguel Ruiz - facbarcelona.es

Dembélé fue titular en el partido, pero aun está lejos de su mejor versión. / Miguel Ruiz - facbarcelona.es

Por ello, es lógico el cabreo de Xavi, lamentablemente no tiene piezas con qué competirle de tu a tu a los grandes de Europa, en especial a un Bayern Múnich que se ha convertido en una suerte de verdugo para el conjunto culé, el fantasma del 8-2 de Lisboa se mantiene vivo, se revivió en el Camp Nou en el inicio de la fase de grupos de Champions con un 0-3 y repitió la dosis con el 3-0 en suelo bávaro. 

Europa Legue: ¿Consuelo o trampa?

"He visto una realidad muy dura que ya viví como jugador. No nos hemos de conformar, nos tenemos que rebelar. Es la realidad que hay. Hay que comenzar para poner al Barça donde se merece, que no es la Europa League. Esperaba que compitiéramos mejor", recalcó Xavi. 

Cabe destacar que en su discurso postpartido, el míster culé ya dejó claro el Barça no aspiraba estar en la segunda competición de clubes de la UEFA y quizás se pueda entender su postura, porque sin ánimos de menospreciar este certamen, lo cierto es que ningún club de los llamados poderosos compite para jugar esta competición, el prestigio deportivo y económico lo otorga la Liga de Campeones. 

Pero hay quienes podrían pensar que esta competición es un premio de consolación para esos clubes que les faltó poco o mucho, para avanzar en la fase de grupos de la Champions, es más hasta se pudiera pensar que un equipo como el Barça ya parte como favorito para levantar este trofeo, pero ojo y se puede convertir en un torneo trampa, porque la realidad culé no invita al optimismo, más cuando los resultados no están de su lado. 

Batacazo histórico

Desde la temporada 2000-2001 el FC Barcelona no quedaba fuera de la fase de grupos de la Liga de Campeones, es decir, casi 21 años de esa debacle, por aquel entonces el entrenador era Lorenzo Serra Ferrer, quien había sustituido al neerlandés Louis Van Gaal. En aquella ocasión, el conjunto culé se clasificó para la competición como segundo clasificado de LaLiga y quedó emparejado en el grupo H junto al AC Milan, el Leeds y el Besiktas.

El balance de aquel entonces fue de dos victorias, dos empates y dos derrotas, mientras que en la presente edición sufrió 3 derrotas, sumó dos victorias y un empate. Dicen que la historia es cíclica o en ocasiones se repite si no se aprende de los errores y creo que es evidente que el conjunto catalán revivió errores del pasado.

El optimismo de Xavi

Por supuesto el excapitán culé y actual entrenador tiene como objetivo levantar la moral del equipo, hacer una especie de lavado de cara y evitar más desastres, por ende ganar la Europa League más que una meta será un misión obligada: "Nuestra realidad ahora es la Europa League y hay que ganarla. Pero el objetivo del Barça es ganar todos los partidos. No es el mejor escenario, pero es lo que hay", destacó Hernández. 

Jordi Alba se retiró lesionado en el primer tiempo. / Miguel Ruiz - fcbarcerlona.es

Jordi Alba se retiró lesionado en el primer tiempo. / Miguel Ruiz - fcbarcerlona.es

De lo que si hay que estar seguros es que se vendrán ajustes importantes en la plantilla, llamados de atención y es probable que algunos jugadores tengan que hacer sus maletas en el mercado invernal porque sin duda alguna en el proyecto Xavi no tendrán oportunidad. 

"Vamos a ver si somos capaces. Esperaba competir de otra manera. Esto es un mazazo para mí como entrenador. Han sido mejores. Trabajaremos para recuperar al Barça. Pero hay que cambiar cosas, eso está claro", finalizó Xavi Hernández la rueda de prensa tras el final del partido. @mundiario

Xavi Hernández: "Estoy cabreado y esta realidad me jode"
Comentarios