El submarino amarillo resiste ante un torpedo llamado Vlahovic

Dani Parejo consiguió el empate que deja vivo a su equipo para la vuelta en Turín. / Villarrealcf.es
Dani Parejo consiguió el empate que deja vivo a su equipo para la vuelta en Turín. / Villarrealcf.es
El Villarreal no se escondió en La Cerámica, el cuadro de Castelló supo reponerse ante un gol madrugador del delantero serbio que se estrenó en el certamen. Parejo logró el empate.
El submarino amarillo resiste ante un torpedo llamado Vlahovic

Todo se decidirá en Italia. El Villarreal CF y la Juventus de Turín igualaron 1-1 en el partido de ida de los octavos de final de la Liga de Campeones, tras un gran partido que comenzó con un gol madrugador de Dusan Vhlahovic antes del primer minuto de partido, pero esto no desanimó al submarino amarillo que consiguió la igualdad a los 66 minutos con tanto de Dani Parejo que deja más que viva la eliminatoria. 

Sin duda ya en la previa se hablaba que sería un gran partido y así fue, el cuadro italiano que no está viviendo su mejor temporada llegaba de visita a La Cerámica en Castellón ante la tropa de Unai Emery que ha mostrado cierta solidez en este curso, amén de su gran actuación el fin de semana en LaLiga tras golear con contundencia al Granada en territorio andaluz. 

Emery gran conocedor de las competiciones europeas presentó una alineación clásica 4-4-2, teniendo como referentes ofensivos a Lo Celso y Danjuma, pero con el apoyo del mediocampo con Chukwueze por la derecha, Capoue y Parejo en el centro y Moreno por la izquierda, para tratar de salir con velocidad en ataque y desborde por las bandas. 

Allegri también se plantó con un 4-4-2 con el debutante en la Liga de Campeones el delantero Dusan Vhlahovic, quien por supuesto estaba dispuesto a sorprender en las mágicas noches de Europa y no defraudó, porque a los 32 segundos del partido recibió un gran pase del zaguero Danilo, quien recibió un balón tras un balón perdido en el mediocampo castellonense y soltó un pase al atacante serbio, este estaba totalmente habilitado y al recibir el balón en carrera rompió la marca de los defensores Albiol y Pau Torres y mandó un disparo raso y cruzado al segundo palo para batir a Rulli.

Que manera de estrenarse para este jugador en Liga de Campeones, recordemos que Vlahovic llegó al conjunto bianconeri en el mercado invernal proveniente de la Fiorentina, pero es que en el conjunto viola mostró su calidad goleadora y en el cuadro turinés lo sigue demostrando. 

El submarino resistió el impacto

Si hay un equipo que ha demostrado que no se doblega fácilmente es el Villarreal y un torpedo juventino no iba a hacer variar de curso al submarino amarillo, si bien los de Emery ganaron en la posesión, solo lograron un disparo a puerta que impactó en el travesaño y evitó el gol de Lo Celso, también Danjuma intento sorprender pero en el primer tiempo se topó con una férrea defensa juventina. 

Pero el submarino amarillo es un conjunto que va creciendo de a poco en los encuentros y jamás se rinde, por ello en la segunda parte fue cerrándole el camino a la Juventus queno tuvo ideas y se dejó acorralar por el cuadro castellonense, era cuestión de tiempo que llegara el gol del Villarreal que recuperaba el balón en el área rival y proponía el ataque. 

La insistencia y la presión del cuadro local tuvo su recompensa a los 66 minutos, Capoue centró en el área por el lado izquierdo y la zaga juventina se desajustó, Dani Parejo ubicó el espacio libre y pescó el balón y mandó su disparo al arco logrando el ansiado empate 1-1 y la fanaticada presente en La Cerámica enloqueció. 

Capoue se abraza con Parejo tras el gol que lleva la firma de ambos jugadores. /  @VillarrealCF
Capoue se abraza con Parejo tras el gol que lleva la firma de ambos jugadores. / @VillarrealCF

No se le puede reprochar nada al Villarreal que incluso buscó el gol que les permitiera llegar a Turín con la ventaja, pero la defensa rival supo cerrarse en los últimos minutos del partido, el colegiado agregó 4 minutos adicionales, pero la paridad se mantuvo y todo se decidirá en el partido de vuelta. 

Hay que recordar que la UEFA eliminó la regla del gol de visitante, por lo que en el marcador global el resultado es de 1-1 y el encuentro de vuelta se decidirá por el que logre marcar el gol de diferencia, de lo contrario habrá prórroga y como última instancia se resolverá en la tanda de penaltis. @mundiario

El submarino amarillo resiste ante un torpedo llamado Vlahovic
Comentarios