La sede mundialista de Cuiabá abre sus puertas sin las medidas de seguridad FIFA

Obras en el 'Arena Pantanal'. (Archivo).
Obras en el Arena Pantanal. / elperiodicodelfutbol.com

El comité organizador de la Copa del Mundo no reconoce como oficial el encuentro copero disputado este miércoles entre el Mixto y el Santos, con resultado de cero a cero.

La sede mundialista de Cuiabá abre sus puertas sin las medidas de seguridad FIFA

En lo que a inauguración de sedes se refiere, las instituciones brasileñas quieren correr antes de aprender a andar. En medio de un clima de tensión entre Estado y diversos colectivos sociales que se han manifestado en contra de la celebración de la Copa del Mundo de Fútbol de 2014 y de los Juegos Olímpicos de Río 2016, los dirigentes brasileños continúan tentando a la suerte. La última y polémica decisión ha sido la de la inauguración de una de las sedes mundialistas (El "Arena Pantanal' de Cuiabá), aún en última fase construcción, para un partido de Copa entre el Mixto y el Santos, un encuentro que el comité organizador de la Copa del Mundo no ha considerado como oficial, al no cumplir aún con los requisitos mínimos de seguridad exigidos por la FIFA. Precisamente, el de Cuiabá era uno de los estadios que debían haber estado acabados a finales del pasado año, según el compromiso de las autoridades locales con el máximo órgano del fútbol mundial.

Con una capacidad para 41.000 espectadores, el escenario en construcción contó este miércoles solamente con un aforo limitado de 20.000 para ver el empate a cero entre el Mixto y el Santos. Se da la circunstancia de que el encuentro se ha disputado en medio de una ola de alarmismo generalizado tras la muerte el pasado fin de semana de un joven de 23 años en el estadio de Sao Paulo, que será sede inaugural. Este fallecimiento, el séptimo en total en el conjunto de estadios mundialistas en construcción, ha obligado a paralizar las obras de una parte de este estadio para reforzar las medidas de seguridad.

De todos modos, el 'Arena Pantanal' ya se encuentra en la última fase de las obras, por lo que la FIFA podría dar el visto bueno al partido previsto para el día 26 de abril entre Luverdense y Vasco, válido para la Serie 'B' del campeonato carioca. En el Mundial, la moderna y sostenible infraestructura acogerá cuatro encuentros, todos por la primera fase de la competición: Chile-Australia (13 de junio); Rusia-Corea del Sur (17 de junio); Nigeria – Bosnia y Herzegovina (21 de junio); y Japón-Colombia (24 de junio).

Los contratiempos y consiguientes retrasos en la recepción de estadios, la siniestralidad en los trabajos de construcción y las cifras astronómicas invertidas no están haciendo más que caldear los ánimos de los colectivos opositores. Decisiones como la de albergar un partido copero sin el visto bueno de la FIFA quizás no sean las más inteligentes para diluir las posturas de la corriente crítica.

La sede mundialista de Cuiabá abre sus puertas sin las medidas de seguridad FIFA
Comentarios