El Real Madrid se aferra a Nacho y LaLiga se decidirá en la jornada 38

Nacho grita eufórico el gol que le dio el triunfo a los blancos en San Mamés. / realmadrid.com
Nacho grita eufórico el gol que le dio el triunfo a los blancos en San Mamés. / realmadrid.com
El conjunto merengue no se rindió y logró el triunfo en San Mamés, gracias a un gol de su defensor. El cuadro blanco sufrió para ganar, incluso hubo polémica por un penalti no pitado.
El Real Madrid se aferra a Nacho y LaLiga se decidirá en la jornada 38

El equipo que nunca se rinde. Seguramente no faltará quien haya descartado al Real Madrid para alzarse con el título liguero, es válido y por supuesto se entiende, pero sin duda hay que apelar a la historia de este club y recordar que el conjunto merengue jamás se rinde y no se puede descartar fácilmente y así lo demostró Zidane y su tropa tras superar al Athletic de Bilbao en San Mamés. 

La tropa merengue salió en la búsqueda del encuentro desde temprano, presentó el entrenador francés su once con ciertas variantes, especialmente en la defensa, pero con el fijo en el arc Courtois; Odriozola, Militao, Nacho y Miguel en la zaga; Casemiro, Modric y Valverde en la medular; mientras que Rodrygo, Vinicius y Benzema comandaron el ataque. 

Pero se toparon con unos leones aguerridos, Marcelino y sus pupilos no salieron a defenderse, en los primeros minutos se volcaron en ataque, le quitaron el balón a los blancos y mantuvieron un asedio en el área rival, Courtois estuvo exigido así como la zaga merengue. 

Con el transcurrir de los minutos se fue metiendo más el equipo blanco en en el encuentro, con Valverde corriendo por todos lados, generando peligro y dominando a la contra, nada que reprocharle al mediocampista uruguayo.

A los 28 minutos de partido se vivió una polémica que seguramente dará de que hablar durante la semana, un centro de Odriozola que buscaba el área impactó en la mano de Morcillo, era un penalti claro, pero Mateu Lahoz a pesar que recibió el aviso del VAR y se revisó la jugada no pitó la pena máxima. 

El conjunto blanco le costó sacudirse la molestia tras la negativa del colegiado y el Athletic estuvo a punto de aprovechar el bajón anímico, pero no encontró espacios, amén de un Courtois que volvió a lucir imbatible en todo momento. 

Tras el descanso con el empate 0-0, Zidane movió el banquillo y le dio entrada a Marco Asensio por Vinicius, el equipo mejoró en ataque, pero no fue hasta el minuto 68 que llegó el merecido gol para el Madrid, un centro o disparo de Casemiro, porque realmente no se entendió cual era su intención, pero Nacho logró empujar el esférico para el 1-0. 

El Athletic intentó por todas las vías el empate, pero los blancos supieron defender el resultado, que de momento los mantenía líderes puesto que en ese intervalo de tiempo el Osasuna había marcado en el Wanda Metropolitano, pero finalmente el Real Madrid mantuvo la victoria y peleará hasta la última jornada. 

Los de Zidane no solo tendrán que superar a un Villarreal en la última jornada, sino que necesitarán de una derrota o un empate de los colchoneros para poder cantar el alirón, pero lo cierto, es que al Real Madrid no hay que darlo por muerto, porque el conjunto merengue siempre se levanta. @mundiario

El Real Madrid se aferra a Nacho y LaLiga se decidirá en la jornada 38
Comentarios