¿El pasillo de honor realmente es un homenaje o una humillación?

El más que recordado pasillo de honor de la temporada 2007-2008 del Barça al Real Madrid. / El Periódico
El más que recordado pasillo de honor de la temporada 2007-2008 del Barça al Real Madrid. / El Periódico
El Real Madrid jugará el Derbi Madrileño ante el Atlético como campeón de la temporada 2021-2022, sin embargo ya aparece la polémica acerca de si habrá pasillo o no en el Wanda. 
¿El pasillo de honor realmente es un homenaje o una humillación?

El pasillo de la discordia. El Real Madrid confirmó su liga 35 tras superar al Espanyol 4-0 en el Santiago Bernabéu durante la jornada 34, es decir, aun restan 4 fechas para que termine la temporada 2021-2022 de LaLiga, por ello el próximo duelo de los blancos es ante nada más y nada menos que su vecino y fuerte rival el Atlético de Madrid, el encuentro será en el Wanda Metropolitano, pero la gran pregunta es: ¿Los colchoneros harán el tradicional pasillo para homenajear al vigente campeón o no?. 

Trascendió que los jugadores del conjunto rojiblanco no están dispuestos a rendirle homenaje a sus rivales blancos, la razón, consideran primeramente que no es una obligación y solo cumplirán con el gesto en caso que la directiva del Atlético se los exija. 

Ante esta situación hay que detenerse a analizar si realmente el llamado pasillo es una cuestión de respeto para el campeón, o es una humillación para el equipo que lo realiza. Probablemente ambos puntos de vista son válidos, pero también entran en juego valores como el respeto, la humildad y la deportividad, que al fin y al cabo es parte del mensaje que siempre se espera trasmitir. 

El llamado pasillo de honor, sin duda representa una muestra de respeto para un equipo campeón, es recibir esa felicitación y reconocimiento tras la consecución de un trofeo y que en este caso es de forma adelantada, es decir, antes que finalice el torneo, porque aun restan varias fechas por jugarse. 

Sin embargo, desde otros puntos de vista, parece que hacerle un pasillo al equipo campeón es sinónimo de humillación, de debilidad quizás, pero esto tiene que ver más con la rivalidad entre los equipos protagonistas, es decir, en el caso del  derbi madrileño, el campeón es el Real Madrid y quien tendría que hacer el pasillo es el Atlético, pero desde el punto de vista de la afición quizás y de los jugadores rojiblancos, mostrarle respeto o rendirle homenaje a tu principal rival es un acto humillante. 

Los pasillos entre rivales directos

Si nos remontamos a algunos pasillos históricos, el FC Barcelona le realizó dos pasillos precisamente a su archirrival el Real Madrid, el primero de ellos fue en 1988, el público asistente al Camp Nou vio como su equipo homenajeó al club blanco, justamente en la llamada "Quinta del Buitre", ya que los blancos llegaron al campo culé con el título alcanzado a falta de cuatro fechas. 

En 1991 ocurrió algo similar, pero esta vez el conjunto campeón era el Barça y llegaba al Santiago Bernabéu tras cantar el alirón en la penúltima jornada, pero el destino tenía preparado un Clásico en la última jornada, entonces el conjunto merengue le realizó el pasillo de honor a sus rivales. 

Por supuesto el último pasillo entre el Barça y el Real Madrid ocurrió en la temporada 2007/2008, quizás es uno de los más recordados, en ese curso el conjunto merengue conquistó LaLiga cuando aun faltaban 3 fechas para el final, el Clásico se disputó en la fecha 36 en el Santiago Bernabéu, donde la fanaticada fue testigo del homenaje realizado por jugadores como Puyol, Xavi Hernández, Victor Valdez, Henry, Deco, Eto'o, entre otros. 

Este llamado pasillo de 2008 se llevó la atención del planeta fútbol, aun se recuerda, quizás hubo quienes le dieron un matiz polémico, es decir, lo vieron como una humillación del cuadro culé ante su eterno rival, pero otros lo vimos como un asunto de respeto, humildad, deportividad de parte del club blaugrana. 

Sin duda es un tema de perspectiva, se respeta la decisión del Atlético de Madrid al no querer realizar el llamado pasillo al Real Madrid, el conjunto blanco tampoco le hizo el pasillo al Barça en 2018 y también se llevó críticas tras dicha decisión, pero hay que insistir y reiterar, los homenajes y muestras de respeto se ganan, no se imponen, pero la humildad y la grandeza también son actos que se aplauden y se valoran... Saquen sus conclusiones. @mundiario

¿El pasillo de honor realmente es un homenaje o una humillación?
Comentarios