Messi y el París Saint Germain terminan embrujados en Bélgica

Lionel Messi pelea un balón con Noah Lang. / @Elgraficoweb
Lionel Messi pelea un balón con Noah Lang. / @Elgraficoweb
El cuadro parisino lució incómodo frente al club Brujas que jugó sin miedo e incluso pudo llevarse la victoria en su casa. Pochettino no encontró la fórmula para ganar este duelo.
Messi y el París Saint Germain terminan embrujados en Bélgica

El Jeque dueño del PSG compró el album de figuritas, pero el Brujas puso a los jugadores. Esa frase me resonó mientras veía el partido entre el conjunto belga y el cuadro parisino que finalizó con marcador de 1-1, en duelo disputado en el estadio Jan Breydel de la ciudad de Brujas, válido como primera jornada del grupo A de la presente edición de la Liga de Campeones. 

Abro con esa contundente frase porque sin duda alguna con la plantilla del París Saint Germain la lógica invitaba a pensar en un triunfo del cuadro de la capital francesa, pero de las cosas maravillosas que tiene el deporte y en este caso el fútbol es que no siempre gana el llamado equipo grande o plagado de estrellas, porque con un ataque compuesto por Mbappé, Neymar y Lionel Messi, es imposible no pensar en que habrá muchos goles. 

No se imaginó el técnico Mauricio Pochettino que se toparía con un equipo valiente, el Brujas saltó al césped de su estadio a jugar como se dice coloquialmente de tu a tu frente a los parisinos, que mostró orden táctico, buen cierre defensivo y visión de juego, amén de tres jugadores que supieron leer el encuentro y destacaron en ataque: De Ketelaere, Noha Lang y Hans Vanaken. 

Este trío de jugadores belgas tuvo más protagonismo que Neymar, Mbappé, Messi y compañía, por supuesto Keylor Navas, el guardameta del PSG si vivió de cerca el talento de los jugadores del brujas, el cancerbero costarricense tuvo que intervenir en varias ocasiones para evitar la victoria del conjunto local. 

Los goles

El protagonista del gol parisino no fue ninguno de los esperados, es decir, no marcó Messi, no marcó Neymar, aunque si intervino y asistió Kylian Mbappé, quien con una de sus clásicas galopadas por la banda izquierda a los 15 minutos del partido engaño a los defensores del brujas y en un intento por mandar un centro tiró un pase hacia atrás que Ander Herrera no desperdició y llegó como un "killer" y la envió al fondo de la red defendida por Mignolet, quien no pudo evitar el gol. 

Ander Herrera celebra con Messi el gol que adelantaba al PSG. / @sport

Ander Herrera celebra con Messi el gol que adelantaba al PSG. / @sport

Que estaba cantado el 0-1 en favor de los parisinos, sí, en el papel todo indicaba que el gol llegaría del lado francés, pero esto no asustó al cuadro local, el equipo dirigido por Philippe Clement no perdió la compostura y siguió firme, atento y con orden, por ello a los 26 minutos llegó la recompensa tras un contragolpe impecable, Nsoki gana en la línea de fondo, la deja hacia atrás y ahí apareció el capitán Vanaken quien soltó un disparo que impactó primero en Kimpembe y luego se coló en el arco de Navas, 1-1 antes de la media hora. 

Messi entrará en ritmo

Muchas expectativas había en torno al debut del astro argentino en Liga de Campeones con el PSG, sin embargo el 30 de los parisinos lució un tanto tímido en el partido, sí, parece increíble pero le costó a Messi sobresalir o destacar en el encuentro, incluso jugó más retrasado de lo habitual, estuvo más ubicado hacia el centro del campo y en zona de creación, aunque tuvo dos momentos claves, uno en el minuto 29 que se escapó por la banda derecha y luego se internó y soltó un zapatazo que impactó en el travesaño, primer aviso de la pulga. 

Pero a medida que fue avanzando el partido se esperaba más de la magia de Lionel, esa con la que tanto deleitó en el Barça, por supuesto, el PSG no es el equipo culé y el estilo de juego es muy distinto, aquí el argentino no es la estrella principal y eso también influye.

Al minuto 70 llegó otra clara ocasión de Messi, esta vez tras una gran jugada de Neymar que se internó en el área y se la dejó al argentino quien estaba frente al arco y disparó un potente zurdazo pero Mignolet estaba bien colocado y detuvo el tiro evitando el tanto. 

Más allá de esas actuaciones, lo digo y sin temor a equivocarme, no fue un gran partido de Messi, Neymar tampoco fue determinante, Mbappé siempre generó peligro con sus galopadas, pero se retiró lesionado al inicio de la segunda parte, fue sustituido por Mauro Icardi, quien tuvo algunas ocasiones pero sin suerte de cara al gol. 

Mbappé salió lesionado apenas inició el segundo tiempo @sport

Mbappé salió lesionado apenas inició el segundo tiempo. / @sport

Por el PSG los más destacados sin duda alguna Ander Herrera, no solo por ser el autor del gol, sino por la conducción, el atrevimiento y su visión de juego y por supuesto Keylor Navas, que sigue siendo una garantía bajo los tres palos en las noches de Europa. Mucho que analizar para Mauricio Pochettino, porque sin duda el técnico argentino sabe que los partidos no se ganan solo con nombres, hay que leer bien al rival engranar a todas las piezas, de nada sirve tener un grupo de estrellas si no trabajan como equipo. 

Hans Vanaken, capitán y autor del gol del Brujas. / @LitsaniChoukran

Hans Vanaken, capitán y autor del gol del Brujas. / @LitsaniChoukran

Mucho que elogiar para el Brujas, por su atrevimiento, gran juego y valentía, con nombres quizás desconocidos en Europa, pero son los vigentes campeones de la Primera División de Bélgica. Y quiero cerrar con una reflexión, porque ciertamente en los deportes y en especial en el fútbol, los partidos se ganan con resultados más que con méritos, pero como siempre surge la pregunta: ¿Quién debió ganar el partido?, sin duda me atrevo a responder: El Brujas.

Por último y no menos importante, en este grupo A de la Liga de Campeones también está el Manchester City que se impuso 6-3 al RB Leipzig de Alemania, y será el próximo rival del PSG en la segunda jornada, sin duda será un duelo interesante... @mundiario

Messi y el París Saint Germain terminan embrujados en Bélgica
Comentarios