Buscar

MUNDIARIO

¿Mbappé no quiere jugar en el Real Madrid?

El atacante francés declaró que seguirá por cuarto año en la Ligue 1. Su principal objetivo es ganar premios importantes con el PSG y conquistar Europa.

¿Mbappé no quiere jugar en el Real Madrid?
Kylian Mbappé, futbolista. / Archivo Mundiario
Kylian Mbappé, futbolista. / Archivo Mundiario

Para nadie es un secreto que Kylian Mbappé es un jugador deseado y codiciado por grandes equipos de las mejores ligas de Europa, como también es de público conocimiento que es uno de los fichajes que anhela el Real Madrid, especialmente su presidente, Florentino Pérez. Más la llegada del jugador galo a LaLiga, tendrá que esperar.

Mbappé, nunca ha ocultado sus intenciones y deseos de vestirse de blanco, incluso de jugar bajo las órdenes de Zinedine Zidane, sin embargo, el joven jugador galo, está consciente que tiene un contrato con el Paris Saint Germain, incluso que hay una constante presión acerca de una posible renovación, puesto que la directiva del club parisino, no está en dispuesto a dejar ir a su jugador estrella.

Es cierto que Kylian tiene contrato hasta 2022 con el PSG, sin embargo, el tiene la opción de poder sentarse a negociar su traspaso a otro equipo, a partir de la próxima temporada, es decir, cuando se haga efectivo su cuarto año de contrato con el equipo de la capital francesa. Si Mbappé sabe ser paciente, tendrá grandes posibilidades de recalar en el Real Madrid.

Tal como reseña el diario MARCA, desde el Bernabéu están conscientes que en este verano es imposible realizar un fichaje de esa magnitud, ya lo dejó claro Florentino Pérez días atrás al finalizar el campeonato español. Asimismo, desde la directiva del club blanco, no van a moverse de espaldas a los dirigentes del PSG bajo ninguna circunstancia, por el contrario, cuando sea el momento presentarán una propuesta a la entidad francesa.

Desde el Real Madrid se manejarán como lo vienen haciendo, con cautela y paciencia, sabiendo que Mbappé tendrá que resistir cualquier intento de los franceses de ofrecerle un contrato muy atractivo y con cifras astronómicas, que garanticen su renovación. El jugador también conoce por experiencia de otros compañeros de su club, que no es buena idea confrontar a la directiva del club parisino y mucho menos hacerlos enfadar.

Por lo pronto, el delantero de 21 años,  sabe que su salida del PSG debe ser de común acuerdo con los jerarcas del club, además también sería bien visto si logra algunos objetivos planteados tras su llegada a París, como lo es ganar La Liga de Campeones. Hay que recordar que el club galo está clasificado a cuartos de final, por lo que se podría decir que están a tres partidos de alzar la orejona. @mundiario