Mayoral no minimiza la irregularidad

Borja Mayoral rematando
Borja Mayoral rematando. / RRSS

El Madrid no termina de convencer ante un Fuenlabrada que llegó para atormentar. Los blancos  (2-2) pasan a la siguiente fase con más dudas que certezas.

Mayoral no minimiza la irregularidad

Mayoral ayudó a no concretarse la tragedia. Al parecer en el Madrid la irregularidad es la premisa y ni con el once A o el B, se soluciona el problema. Un empate que solo sirve para avanzar de ronda en la Copa del Rey, pero que sigue dando dolores de cabeza a Zidane, pues no termina de edificar un fútbol contundente que guste, apasione a una grada que ha terminado por impacientarse.

El Fuenlabrada no llegó a Madrid para ser comparsa ni mucho menos humillado. Se atrevieron a jugar y la recompensa fuer ir arriba en la pizarra con un gol de Milla, con complicidad de Keylor, y los nervios aparecían. Era el minuto 25 y empezaba el sinsabor de remontar una partida sin muchas variantes.

Fue un primer tiempo donde los blancos tocaron la pelota, pero la defensa del Fuenlabrada hacía lo suyo; aguantar hasta más no poder y esperar los 90 minutos.

Zidane no podía esperar. Buscó soluciones y en el complemento apostó por Bale que regresaba tras recuperarse de una dolencia física que le alejó de las canchas por un buen rato. El galés cumplió, pues marcó diferencia y puso los ‘kilos’ en la cancha para abrir el camino de una victoria laboriosa, que no es típica del Madrid ante un chico.

Mayoral fue el mejor socio del británico. El canterano mandó un mensaje a la directiva y al propio ‘Zizou’. Él quiere más minutos y con ellos vendrán los goles. Borja supo aprovechar las oportunidades y sobre todo a un Bale condescendiente a la hora de repartir la bola.

La visita no se apaciguó y esperó para lograr un empate con sabor a victoria gracias a tanto de Álvaro Portillo en las postrimerías de un partido donde el Madrid salió cabizbajo y el Fuenlabrada con la moral por los cielos.

Un doblete que salva la noche y le pone en la órbita para ser considerado el delantero centro que necesita el Madrid ante la baja producción de Benzema. Mayoral solo quiere eso, una simple oportunidad para despejar dudas. Lo malo que la irregularidad de los merengues no ayuda para su meta.

Mayoral no minimiza la irregularidad
Comentarios