Buscar

El doble rasero de Courtois

La presentación del belga con el Real Madrid no estuvo exenta de polémica. De hecho, sus primeras palabras como merengue fueron suficientes para que la afición colchonera lo tachara de traidor. Y razón no les falta.

El doble rasero de Courtois
Thibaut Courtois, futbolista. / Depor.
Thibaut Courtois, futbolista. / Depor.

Firma

Andrés Piedrafita

Andrés Piedrafita

El autor, ANDRÉS PIEDRAFITA, es cronista de la actualidad. @mundiario

Este jueves, Thibaut Courtois fue oficialmente presentado como nuevo jugador del Real Madrid por las próximas seis temporadas. Una presentación que no estuvo exenta de polémica. Y es que más allá de las fotografías junto a su familia, sus hijos y demás representantes del club, las primeras palabras del arquero belga como merengue fueron suficientes para ser considerado un traidor.

De hecho, un gran sector de la afición del Atlético de Madrid ya han comenzado a llamarlo como tal. Pero para entrar en contexto, retrocedamos la película. Thibaut Courtois festejó 4 trofeos con la hinchada colchonera: en 2012, la Europa League y la Supercopa de Europa; en 2013, la Copa del Rey; y en 2014, la Liga. En la celebración de este penúltimo título mencionado, precisamente ante el Real Madrid, el meta de la selección de Bélgica se dejó llevar por los ánimos.

Fue en el balcón de la Puerta del Sol, sede de la Comunidad de Madrid, donde el flamante fichaje de Florentino Pérez cogió el micrófono y animó la parranda con un peculiar cántico en contra de su nuevo equipo: "Salta, salta, salta, pequeño canguro y a los madridistas que les den por el...". En respuesta, muchos dirán: "A ver, que fue hace cinco años". Y sí. Pero, esta vez, las palabras no se las ha llevado el tiempo.

Pero aún hay más 'perlas' de su presentación con el Real Madrid. Una de ellas, palabras que resonaron en toda la capital española, sobre todo, en los oídos de la afición del Atlético: "Cumplo un sueño estando en el Real Madrid. No podéis imaginar lo contento que estoy de estar en el mejor club del mundo", dijo el ex Chelsea en el palco de honor del Santiago Bernabéu. Ya en el terreno de juego, Courtois no dudo un segundo en besarse el escudo del tricampeón de Europa, a petición del público presente en el recinto deportivo merengue. Una imagen desgarradora para muchos.

El próximo miércoles 15 de agosto, los dos clubes de Madrid se enfrentarán en la final de la Supercopa de Europa. ¿Cómo recibirá la afición rojiblanca al belga? ¿Soportarán ver a quien fue su portero estrella hace un par de temporadas defender los colores del máximo rival? Desde luego, la noticia de su fichaje caló profundamente en los colchoneros, que todavía ponen en duda ese ¿falso? madridismo que profesa Courtois. Algún cántico le tendrán preparado. @mundiario