Desgobierno en la RFEF

Oficinas de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). / @rfef
Oficinas de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). / @rfef
Los últimos acontecimientos acaecidos han desacreditado por completo la imagen del fútbol español.

El fútbol español parece estar sumido en una vorágine de sucesos que son más el fiel reflejo de la clase política que del ciudadano medio, siendo los segundos los que siempre suelen pagar los platos rotos. La detención de Luis Rubiales, la posición ambigua de Pedro Rocha y los presuntos actos delictivos están poniendo en tela de juicio a gran parte de la RFEF.

Luis Rubiales. El Caso Brody parece avanzar inexorablemente para depurar responsabilidades dentro de la Federación Española de Fútbol. Y el primero parece que será su expresidente. Luis Rubiales fue detenido por la UCO a su llegada a España, se negó a declarar y fue puesto en libertad por la Guardia Civil. El exdirectivo está siendo investigado por presuntos delitos de corrupción en los negocios, administración desleal, blanqueo de capitales y pertenencia a organización criminal por un juzgado de Majadahonda (Madrid).

Campaña contra él. El exmandatario ha denunciado una campaña orquestada contra su persona para desprestigiarle, implicarle en actividades ilegales y sacarlo de la RFEF, donde según el granadino estarían implicados Javier Tebas, González Otero, Miguel Ángel Galán y medios afines a estos mismos.

Pedro Rocha. El que fue presidente interino y de la comisión gestora, está en tela de juicio por varias de las decisiones tomadas durante su mandato. El primer frente abierto es por la adjudicación de las obras de reforma de la Ciudad del Fútbol de Las Rozas a la constructora Gruconsa, en la que trabaja el hermano del director de servicios jurídicos de la federación, Pedro González Segura. Cuando el escándalo salió a la luz, ya con la adjudicación aceptada, éste paralizó lo contratado con la constructora y rompió cualquier relación laboral con la misma. Otro capítulo que podemos añadir a la ambigua gestión es la desinformación acerca de la remodelación del Estadio de La Cartuja, cuando en su momento él era el presidente de la comisión económica.

Tarde, mal y arrastro. El actual presidente de la RFEF, no tardó mucho en postularse para el cargo en las nuevas elecciones, no sin antes cortar todo títere con cabeza que tuviese relación con el Caso Brody o el de Jenni Hermoso. Mientras el presidente de la comisión gestora llegaba tarde a apagar el último fuego de la RFEF, la UCO registraba las oficinas de Las Rozas.

Luis Rubiales y Pedro Rocha en una reunión de la Federación de Extremadura. / @Twitter
Luis Rubiales y Pedro Rocha en una reunión de la Federación de Extremadura. / @Twitter

Sin presidente. Con la gran mayoría de avales, el que fue máximo dirigente de la Federación Extremeña de Fútbol se postulaba con casi toda seguridad como el sustituto de Luis Rubiales al frente de la RFEF, pero un giro dramático de los acontecimientos ha propiciando que todo esto se venga abajo. Su paso de testigo a imputado y el expediente del TAD han dinamitado su candidatura sobremanera y ahora se busca un aspirante digno y limpio a un puesto que lleva manchado mucho tiempo.

Florentino Pérez, Pedro Rocha, Jorge Hevia Sierra y Joan Laporta. / Pedro González (RFEF)
Florentino Pérez, Pedro Rocha, Jorge Hevia Sierra y Joan Laporta. / Pedro González (RFEF)

Comunicado de AFE. La asociación de Futbolistas Españoles ha mostrado en un comunicado su preocupación por la situación insostenible que está viviendo la Real Federación Española de Fútbol, debido a la detención de su expresidente y a los presuntos actos delictivos que se han producido. Esta misma asociación pide al Gobierno medidas excepcionales para evitar un mal mayor en nuestra federación, antes de que sea la FIFA la que intervenga el propio organismo.

David Aganzo, presidente de la AFE. / @Twitter
David Aganzo, presidente de la AFE. / @Twitter

Reunión de urgencia. El viernes de la semana pasada se producían reuniones telemáticas y conversaciones entre el CSD y la FIFA para tratar el escándalo de la federación y el futuro del Mundial 2030. Lo hablado en las dos últimas semanas, donde las posturas eran cercanas respecto a la confianza en Pedro Rocha y en el nuevo proyecto, han saltado por los aires y, aunque no se estudia la intervención del organismo español, tanto FIFA como CSD van a monitorizar todo lo que sucede en la RFEF en los próximos días.

Con este nuevo escenario falta por ver qué actitud tomarán los presidentes de las territoriales del fútbol español, verdadero poder fáctico de lo que sucede en la Federación. Rocha consiguió que la apoyaran todos y ahora veremos por dónde respiran y si intentarán encontrar otro candidato de consenso.

Ceferin, Rubiales e Infantino. / @Twitter
Ceferin, Rubiales e Infantino. / @Twitter

Tras depurar las responsabilidades oportunas y hacer caer el peso de la justicia sobre todo el que lo merezca, se debería intentar salvar el Mundial 2030 de todo el salpicadero de corrupción que parece haber en la RFEF y demás organismos deportivos. Urge hacer una limpieza en las instituciones deportivas (y de paso políticas) para intentar poner a gente íntegra que quiera lo mejor para nuestro deporte, aunque esto parece misión imposible en nuestro país. @mundiario

Comentarios