Deportivo Maldonado, ¿la nueva forma de evadir impuestos en el fútbol?

Deportivo Maldonado / infobae.com
Instalaciones del Deportivo Maldonado. / infobae.com

Se trata de un modesto equipo de la segunda división uruguaya, que lleva invertidos 32,09 millones de euros desde 2009 en jugadores que nunca han jugado en su equipo y que fueron vendidos a Europa. En Uruguay están permitidos los pases puente.

Deportivo Maldonado, ¿la nueva forma de evadir impuestos en el fútbol?

Hace un mes saltaba la noticia. La Real Sociedad negociaba con Deportivo Maldonado la incorporación del portero argentino Gerónimo Rulli. Para muchos, se podía tratar de un equipo más, un equipo brasileño o argentino que estaba sacando grandes promesas para el fútbol europeo.  Días más tarde, Jonathan Calleri y Willian José, que llegó a jugar en las filas del Real Madrid, también negociaban su salida del equipo rumbo al West Ham y a la Real Sociedad. Entre ambos dejaron en sus arcas 11,5 millones de euros. Pero, ¿a qué se debe su fama?

Deportivo Maldonado es un equipo modesto de la segunda división uruguaya, que lleva a 300 personas a su estadio, el Domingo Burgueño Miguel, todas las semanas que juega en casa. Refundado en 2009 por problemas económicos se encuentra en manos de Malcolm Caine, un abogado inglés amante del fútbol. La web Bloomberg.com ya había soltado la noticia hace dos años al observar que este pequeño equipo sudamericano de menos de 200 seguidores había ganado cerca de 14 millones de euros con las ventas de Alex Sandro al Porto y Marcelo Estigarribia a la Juventus en el año 2011. Aunque los aficionados de este club nunca llegaron a verlos, por su equipo pasaron jugadores de la talla de Alex Sandro, Rulli, Calleri, Willian José, Estigarribia o Hernán Toledo, recién fichado por 7 millones de Vélez.  Lleva invertidos 32,09 millones de euros en fichajes de jugadores desde 2009, todos ellos sin jugar un minuto en el equipo y posteriormente vendidos o cedidos a equipos europeos como el West Ham, Fiorentina o Real Sociedad.

Los fichajes de Deportivo Maldonado / Transfermarkt
Los fichajes de Deportivo Maldonado / Transfermarkt

 

La forma de trabajar de este equipo es toda una incógnita, incluso dentro de su país, lo que provocó que en el año 2015 la FIFA se fijará en la entidad uruguaya. La posible incorporación del delantero argentino Guido Carrillo, que iba a ser vendido al Mónaco, fue el desencadenante. El modesto equipo iba a invertir 10 millones de euros en su fichaje para posteriormente venderlo al equipo del principado. Finalmente, esta operación no se realizó ya que está tipo de transferencias triangulares están prohibidas tanto por la legislación argentina como por la FIFA.

Pese a que se comenta que Malcolm decidió adquirir este equipo por la seguridad económica de Uruguay, la realidad es que este país permite una ventaja aún mayor: en Uruguay están permitidos los pases puente, lo que permite un ahorro del 40% de los impuestos, haciendo las ventas más rentables.  Este tipo de acciones se pueden realizar porque Uruguay está en cuarta categoría según la FIFA, por lo que el impuesto es mucho menor comparado con los equipos de primera categoría, como es el caso de los europeos. Los jugadores firman un contrato con equipos uruguayos, preferentemente de divisiones menores,  para posteriormente ser vendidos a Europa. De está forma, además de ahorrarse el 40% de los impuestos, no tienen que pagar nada a la AUF (Asociación Uruguaya de Fútbol), ya que el pago de un porcentaje de la transferencia a la asociación no está legislado en este país.

Esta práctica, que consigue abaratar las ventas de jugadores brasileños o argentinos a Europa, lleva varios años realizándose, como fue la venta de Roberto Carlos al Real Madrid, donde pasó 24 horas formando parte del equipo Central Español, o la del delantero brasileño Hulk al Porto, que estuvo en el equipo uruguayo Rentistas.

Deportivo Maldonado, ¿la nueva forma de evadir impuestos en el fútbol?
Comentarios