Cristiano Ronaldo se queda, una vez más, sin el Premio Nobel de la Paz

cristiano-triste
CR7. / RRSS

El autor vuelve con su inigualable ironía para apuntar hacia CR7 mezclando de paso una crítica hacia el fracasado Acuerdo Final entre el flamante ganador del Nobel de la Paz,Juan Manuel Santos, y las guerrilla de las Farc.

Cristiano Ronaldo se queda, una vez más, sin el Premio Nobel de la Paz

Sorpresa mayúscula en la cúpula del Visirato cuando esta mañana en Oslo la academia hacía público el Premio Nobel de la Paz para Juan Manuel Santos, que ve como Cristiano Ronaldo no solo parece estar acabado en el campo, sino que su descenso en su nivel futbolístico se va trasladando poco a poco fuera de los terrenos de juego dónde el asteroide portugués empieza a perder incluso premios de poca enjundia como el entregado hoy en Noruega.

Esta decisión no ha sentado bien en el entorno del portugués que sospecha que hay una campaña organizada en su contra para que no se lo lleve.  Ni siquiera las reiteradas llamadas de Florentino para invalidar el proceso, cambiar al presidente del jurado por Blatter y solicitar que el premio fuese por sorteo en Nyon, han sido suficientes.

Ni Cristiano resucitando niños, ni las donaciones multimillonarias del portugués tras el terremoto del Tibet, ni siquiera su decisiva actuación en las finales de la Champions y Eurocopa han sido suficientes para desbancar al presidente Colombiano, que al parecer habría regalado un DVD con la segunda temporada de la serie Narcos a personas próximas al jurado que se ha visto conmovido por el sufrimiento de la familia de Escobar durante acecho del ejercito colombiano al líder del Cártel de Medellín.

Sin embargo, al madridismo le queda el consuelo de que el premio ha recaído en manos de un tipo que fomenta los mismos valores que el visirato. Nada más había que ver la galaxia de personalidades engalanadas en uniformes blancos que se reunió en Bogotá - como si del palco del Bernabéu se tratase - para la firma de un acuerdo de patrocinio a delincuentes violentos por el que se les garantiza impunidad - como el colectivo arbitral a Sergio Ramos -, y poder sin necesidad de someterse a la elección y escrutinio de la gente de la calle - tal y como pasa cada cuatro años en la reelección del gobierno merengue. 

Esperemos que Florentino no piense que Timochenko es un delantero ucraniano.

 @SirDanielC

Este artículo también ha sido publicado en la web del autor www.bloggol.es

Cristiano Ronaldo se queda, una vez más, sin el Premio Nobel de la Paz
Comentarios