El camino del Leicester hasta el título liguero ya no parece una quimera

process
Yo, Claudio. / RRSS

El Leicester asalta el Etihad y aventaja en 6 puntos al Manchester City. El Asenal encauza el camino y el Tottenham se mete de lleno en la pelea.

El camino del Leicester hasta el título liguero ya no parece una quimera

¿Posesión? No, gracias

El Leicester dio un golpe en la mesa y es aún más líder tras su contundente victoria contra el Manchester City (1-3). Dominio estéril y apacible de los ‘citizens’ que no incomodó al Leicester y siguen sin dar la talla contra los equipos punteros, ya que solo han conseguido 1 victoria de 7 posibles contra equipos Top 6 (3-0 frente al Chelsea). Los ‘Foxes’, por el contrario, están liderando la Premier con un fútbol anárquico y valiente que está desafiando el concepto de posesión y del fútbol control. El Leicester ha perdido la posesión en 22 de sus 24 enfrentamientos ligueros, pero eso no le ha impedido castigar a sus rivales como un martillo pilón y ser uno de los equipos más goleadores de la competición. Ranieri basa su juego en 3 ideas: presión alta, recuperación en campo contrario y transiciones rápidas; y nadie como N’Golo Kanté, Drinkwater, Mahrez y Vardy para llevar a cabo esta filosofía. La próxima jornada se enfrentarán al Arsenal y, el equipo de Claudio, quiere seguir escribiendo su particular cuento de hadas.

Un histórico que no inca la rodilla

Victoria del Aston Villa frente al Norwich (2-0) gracias a los goles de Joleon Lescott y Gabriel Agbonlahor, que rompe una sequía de 11 meses sin marcar. Tercera victoria de la temporada para los hombres de Rémi Garde, que permanecen una semana más en el sótano de la clasificación. Pese al “annus horribilis”, se quedan a 8 puntos de la salvación y disponen de 13 partidos para revertir su marcha hacia el abismo del descenso. En el caso del Norwich, el desembolso económico de las nuevas incorporaciones invernales no se está traduciendo en puntos y, continúa con su particular vía crucis. Quinta derrota consecutiva que le hace caer en puestos de descenso para alegría del Newcastle, que sale del atolladero.

Un gallo nuevo en el corral

Victoria del Tottenham sobre el Watford (1-0) que les sirve para rentabilizar la derrota del City y auparse hasta la segunda posición de la tabla. El equipo de Mauricio Pochettino se mostró superior y dominó el encuentro y, de no ser por el guardameta Heurelho Gomes, el resultado hubiese sido mucho más amplio. El próximo domingo el equipo de Pochettino visitará al Manchester City en un partido que puede consolidar las aspiraciones de los ‘Spurs’.

Partido de 6 puntos

El Southampton se reencontró con el triunfo a costa del West Ham, al que derrotó por 1-0. El equipo de Ronald Koeman ganó uno de esos partidos que se denominan de 6 puntos, ya que tras su victoria, se coloca séptimo y reduce su diferencia con los ‘Hammers’, que lo aventaja tan solo en dos puntos. Los ‘Saints’ tienen que hacer los deberes y esperar a que el Manchester United, quinto clasificado y el que marca los puestos europeos, pinche para arrebatarles la posibilidad de competir por el viejo continente.

El gol de Defoe dolió más

Tablas en la visita del Sunderland al Liverpool (2-2). Los ‘reds’, sin su técnico en el banquillo ya que fue hospitalizado de urgencia horas antes por una apendicitis, dejaron escapar una ventaja de dos goles a siete minutos del pitido final. Primero, la zurda talentosa de Adam Johnson espoleó a los ‘Black Cats’ y, al poco después, Jermain Defoe, rodeado por una maraña de jugadores con la elástica roja, recibió un balón de espadas, se dio media vuelta y fusiló a Mignolet. Anfield enmudeció y, al unísono, el bueno de Jürgen sintió un pinchazo agudo y no, no era el apéndice.

Un minuto para encauzar el camino

El Arsenal derrotó al Bournemouth (2-0) con la ley del mínimo esfuerzo. Bastó un frenético minuto de juego ‘Gooner’ para que, Özil primero y Chamberlain después, abriesen hueco en el marcador e hicieran trizas cualquier esperanza ‘Cherrie’ de dar la campanada. El equipo de Arsène Wenger recupera la senda de la victoria (1 derrota y 3 empates en sus cuatro últimos choques ligueros), pero no el buen juego de hace unos meses. No obstante, siguen vivos en la lucha por el título.

Un clásico devaluado

Chelsea y Manchester United se repartieron los puntos (1-1) en el partido más picante de la jornada 25. Hace no tanto, el resultado de los enfrentamientos entre estos dos colosos decidía campeonatos. Nada más lejos de la realidad. A día de hoy ambos planteles no pasan por su mejor momento, pero ofrecieron un espectáculo digno para honrar la memoria de los fallecidos en la tragedia de Munich de 1958.

Los pupilos de Van Gaal dominaron la mayor parte del encuentro y encontraron recompensa a su buen hacer con el gol del joven, y apuesta personal del técnico holandés, Jesse Lingard. El Chelsea restableció el empate en los minutos finales de la mano de Diego Costa y David de Gea les privó del triunfo en la última jugada del partido. En conclusión, los ‘diablos rojos’ han ganado en una sola de sus últimas 14 visitas a Stamford Bridge (1V-5E-8D).

El camino del Leicester hasta el título liguero ya no parece una quimera
Comentarios