Brasil no cree en pronósticos matemáticos y avisa antes del Mundial

Una verdedarea exhibición de buen futbol la que dejó Brasil ante Ghana. / @FersterFederico
Una verdedarea exhibición de buen futbol la que dejó Brasil ante Ghana. / @FersterFederico
En 45 minutos la selección pentacampeona del mundo demostró por qué siempre llega como una de las favoritas a la cita mundialista, se impuso a Ghana 3-0 con un fútbol vistoso. 
Brasil no cree en pronósticos matemáticos y avisa antes del Mundial

No importa si algún vidente o matemático anuncie quién será el ganador de la próxima Copa del Mundo, porque después de lo visto en el partido amistoso entre Brasil y Ghana, quedó claro que la canarinha tiene un equipazo, a pesar de no tener un delantero clásico en el área, que remate todo lo que producen Neymar, Vinícius y Raphinha. Menudo espectáculo ofrecieron los cariocas ante la selección africana, que disfrutaba del estreno de Iñaki Williams vistiendo los colores de su nuevo combinado nacional.

Richarlison fue el gran beneficiado de la goleada de las actuaciones de sus tres compañeros, porque el estelar atacante del París Saint Germain y el extremo del FC Barcelona fueron sus asistentes, gracias en gran medida a la movilidad y al buen quehacer también del madridista. A pesar de las dudas iniciales sobre su rendimiento y que en la Premier League no lleva ni un gol, el atacante del Tottenham anotó un par de tantos, una actuación que le sirve al entrenador Tite para armarse de fuerza y justificar la no convocatoria de Gabriel Jesus.

El encuentro en suelo francés comenzó a decantarse rápidamente para el beneplácito de la torcida brasileña, gracias a un gol de cabeza cortesía de Marquinhos. La selección pentacampeona del mundo se mostró intratable en ambas áreas, prácticamente jugaron sin oposición alguna de su rival.

Brasil hizo alarde de su poderoso cuarteto ofensivo, que se encargó de meter en su zona defensiva al equipo entrenado por Otto Addo. La primera parte fue literalmente un paseo triunfal, que quedó sentenciado por los goles de la verdeamarelha.

¿Cuál es el punto débil de esta selección? Las dudas podrían centrarse en la ofensiva tan pronunciada que plantean los brasileños. Esto podría ser un ser un arma de doble filo si los oponentes logran vencer la presión inicial, que imponen los hombres de Tite, únicamente tendrían que atacar en conjunto a Casemiro, que prácticamente juega en el mediocampo, porque Telles vive más como un carrilero de largo recorrido, que en una posición fija en la medular y por su parte Lucas Paquetá, luce como un centrocampista más inclinado a lucir en el ataque, que en labores de colaboración defensiva. @mundiario

Brasil no cree en pronósticos matemáticos y avisa antes del Mundial
Comentarios