El Barça gana una Liga que estaba peligrosamente preparada para el Real Madrid

Screen Shot 2016-05-14 at 7.47.10 PM
La MSN arrasó en esa liga. / RRSS

El Barcelona gana la Liga en la última jornada con un hattrick de Suárez que rompe la hegemonía goleadora de Messi y mata al ego de Cristiano.

El Barça gana una Liga que estaba peligrosamente preparada para el Real Madrid

Ni los maletines, ni Tebas y sus horarios, ni la RFEF y sus árbitros, ni un repulsivo Deportivo de la Coruña que saco a pasear su indignidad por Riazor tras haber sido salvado por el Barcelona el año pasado, ni los Facebook-Marca Awards, ni Florentino, ni el efecto Zidane, ni Pedrerol, ni García Caridad, ni los doce jugadores que saltan cada partido en el equipo inicial del Real Madrid, ni siquiera los encomiables esfuerzos de Luis Enrique o Jordi Alba durante el final del torneo han podido evitar que el Barcelona levante el título del Campeonato Nacional de Liga por octava vez en los últimos diez años.

Ni Getafe, ni Espanyol. Ni Adán, ni Pau López. Ni Undiano, ni Mateu. Ni la sufrida madre de todos ellos han sido capaces de llevar a lo más alto a un equipo mediocre, sin liderazgo, cuyo mejor jugador ha sido el portero y que pese a nadar a favor de corriente todo el año ha muerto en la orilla tras un sprint final que le ha permitido recortar una ventaja que se antojaba irremontable a base de doping arbitral y pájaras del rival.

Sin embargo, los blancos y su recua de piperos recien elegida mejor afición de la Liga por algún colgado sin escrúpulos, se van contentos a casa tras asegurar el subcampeonato que les clasifica directamente para la Champions y les permitirá ver por la televisión el primer título de la temporada que viene, para desgracia del Sevilla, que se enfrentará al Barcelona en la Supercopa de España. Más cabreado está Cristiano que no podrá revalidar su título favorito, el  premio Pichichi, que desde este mismo momento carece de importancia alguna, y es posible que hasta ni se entregue. Esperemos que Luis Suárez tenga la dignidad necesaria para hacer que se lo metan por salva sea la parte.

Pese a todo, tras disparar al aire dos de sus tres cartuchos, al Real Madrid le queda una oportunidad de salvar su desastrosa temporada en una Champions que, a juzgar por la trayectoria merengue en los sorteos, también está peligrosamente preparada y encima con el remanente económico de los maletines que no han desembolsado hoy en Granada. Esperemos que, como ha pasado con el campeonato doméstico, los factores extradeportivos no influyan en el ganador final de la competición, aunque quizá para eso, ya sea demasiado tarde. @SirDanielC

 

>Este artículo también ha sido publicado en la web del autor www.bloggol.es

 

El Barça gana una Liga que estaba peligrosamente preparada para el Real Madrid
Comentarios