Riccardo Muti, el legendario director del Concierto de Año Nuevo

Riccardo Muti_opt
Riccardo Muti. / elpais.com
El maestro italiano al frente de un gran concierto por sexta vez y con una sala vacía, la sala dorada del Musikverein, se dirige a los mandatarios para exigirles que consideren a la cultura como algo primordial para construir una sociedad mejor.
Riccardo Muti, el legendario director del Concierto de Año Nuevo

Se ha celebrado en Viena el Concierto de Año Nuevo, uno de los más importantes del año por su difusión y significado. Un concierto que comenzó en la misma sala a finales de 1939 dirigido por Clemens Kraus y cuya recaudación fue donada al fondo de ayuda social propiciado por los nazis. España constató la vinculación de este director al III Reich cuando dirigió aquí conciertos con la Filarmónica de Berlín en los años 40.

Riccardo Muti demuestra estar a sus 79 años en plena forma, musical y personalmente en julio celebrará su 80 cumpleaños y es un ejemplo de “estar en forma”, musical y personalmente, sus palabras plantearon un tema en el que Muti es campeón desde que se enfrentó a Berlusconi en el 2011 en la Ópera de Roma criticando ante el público y el tenebroso político la falta de apoyo a las artes.

Ayer el sabio Muti envió un mensaje a jefes de estado y primeros ministros del mundo como colofón de este terrible año, subrayando que la música además de profesión es una misión, y que consideren la cultura como primordial para construir una sociedad mejor. La cultura es poner cimientos, conmover a través de la fe y la razón.

Antes del discurso de Muti la ORF presentó un breve documental sobre el Burgerland austríaco, una mirada al pasado original de músicos como Haydn, Liszt y otros, y a la tradición campesina, además del homenaje con sus casas-museo o calles importantes como la de Karl Komzák, compositor secundario en la tradición vienesa. No faltaron las coreografías del español José Carlos Martínez con escenas pregrabadas de ballet en el Palacio del Jardín del Museo Liechtenstein y en el Looshaus.

La carrera de Muti es de las más notorias del siglo XX y su talento y maestría son únicos, este año supo dirigir con una curiosa circunstancia, la sala vacía, eso no impidió el disfrute y la emoción a través de la televisión de un espectacular programa y como colofón la famosa Marcha Radetzky, esta vez, sin palmas @mundiario

Riccardo Muti, el legendario director del Concierto de Año Nuevo
Comentarios