¿Quieres compartir conmigo un largo sueño?

Ramón Pernas, director de Ámbito Cultural, Bieito Rubido, periodista, el autor y Rafael Rubianes, colaborador. / Mundiario
Ramón Pernas, director de Ámbito Cultural, Bieito Rubido, periodista, el autor y Rafael Rubianes, colaborador. / Mundiario

Diré la verdad: hoy ya no es un sueño, aunque lo fue durante mucho tiempo, porque el pasado martes se convirtió en realidad.

¿Quieres compartir conmigo un largo sueño?

Si sueñas algo  intensa y repetidamente, el sueño se convierte en realidad; tal vez no tan pronto como tú desearías, por el ímpetu de la adolescencia, la juventud o la madurez, pero sí, los sueños se cumplen.

He visto  cumplido mi sueño de adolescente: escribir y presentar en Madrid, mi tierra, uno de mis libros. Hubo dos influencias fundamentales en mi vida para adquirir el gusto por  escribir: de una parte, la formación recibida de un fenomenal profesor de lengua y literatura; de otra, la lectura del periódico cada día, Ya y ABC, con el imborrable recuerdo de  las greguerías de  Ramón Gómez de la Serna, y los artículos de otros periodistas.

Sí, sí, soñé mucho y, ya en la madurez –en 1999 publiqué mi primer libro- empecé a escribir con cierta continuidad en prensa y monografías.

El pasado martes, 23 de mayo abrí los ojos: comprobé que no soñaba y que, si bien  ya no era un adolescente –tampoco un hombre en la madurez-, estaba en Madrid, en El Corte Inglés de Callao, espacio Ámbito Cultural, presentando mi último libro: Entre el odio y la venganza.

Y fui feliz,  no sólo porque llegó lo que había imaginado tantas veces, sino también porque creo que el libro merece la pena, tanto por su labor de investigación en archivos prácticamente no utilizados hasta hoy –los de Cruz Roja Española y Comité Internacional de la Cruz Roja-,  como porque contempla tan trágico episodio de nuestra historia desde una perspectiva nueva, la humanitaria.

He escrito Entre el odio y la venganza con un espíritu de  reconciliación entre las  dos  eternas “españas”: la cruel y la magnánima, la de la injusticia y la caridad,  la monárquica y la republicana, la clerical y la anticlerical, la mística y la de los siete pecados capitales, la tolerante y la intransigente,... Siempre dos posturas irreconciliables sobre la manera de entender la convivencia, la organización del territorio, la forma del Estado, las relaciones con la Iglesia, la cultura y el pensamiento.

Hoy, como ayer, seguimos teniendo la sensación de que España es todavía una tarea inacabada, tras varios siglos intentando su construcción.

Diré con humildad que se trata de un libro necesario para los amantes de la historia desapasionada  y de la verdad, dejando a un lado el partidismo. También las gentes del movimiento internacional de Cruz Roja podrán ahondar en las raíces de la institución y en el sentido práctico de  la neutralidad y la imparcialidad en aras del carisma humanitario de la institución.

Gracias a MUNDIARIO, que está colaborando  decisivamente en la difusión del libro; gracias a su editor, José Luis Gómez, mi padrino de presentación en A Coruña; gracias a cuantos me han ayudado a difundir Entre el odio y la venganza en Vigo, Santiago, A Coruña, Lugo, Madrid, medios de comunicación y redes sociales; gracias  a Espacio Cultura Editores por confiar una vez más en mí; gracias a los lectores de mi espacio en MUNDIARIO.

Mi esposa, hijos y nietos han sabido fomentar esta afición mía de jubilado, con su cariño y estímulo: gracias: os quiero.

¿Quieres compartir conmigo un largo sueño?
Comentarios