Picasso, A Coruña y el ambiente obrero

Revista Salud y fuerza, num. 6, 1906.
Revista Salud y fuerza, num. 6, 1906.
Pablo Picasso debía optar entre la gran pintura de salón, la de representación y la de manifestación (Velázquez) o la pintura neocostumbrista y realista que recogiera las miserias del pueblo (Goya, Alenza...).
Picasso, A Coruña y el ambiente obrero

En el tiempo en que la familia Picasso reside en A Coruña (1891-1895), esta ciudad, al igual que Ferrol, vivía de la poca industria y el comercio que mantenía; bien que las veces ambas se enriquecían por ser proveedores de la comarca y puerto de migraciones.

No hay que dudar que el dinero iba a parar a los bolsillos de los potentados y los comerciantes y que los aprendices meritorios y otros especímenes trabajaban por la comida, un mínimo salario y un traje. Esta era la situación para que la ciudad, los amigos del padre de Picasso y el padre de Picasso vivieran abocados hacia el republicanismo y el anarquismo, y sírvanos como ejemplo que una de las revistas más populares sobre esta línea se publicó en A Coruña bajo el nombre de El Corsario.

Pablo Picasso debía optar entre la gran pintura de salón, la de representación y la de manifestación (Velázquez) o la pintura neocostumbrista y realista que recogiera las miserias del pueblo (Goya, Alenza...). El grupo que es mentor de Pablo no lo duda y Picasso llega un momento en que acepta que su pintura actual y la de su futuro sea la que hace figurar al pueblo. O quizás, la que hace figurar al pueblo sin el pueblo, como diría un ilustrado, pues uno de los géneros en que su pintura se muestra descarnada es cuando presenta sus óleos y estampas sobre el encuentro siempre desnudo y siempre bestial entre el hombre y la mujer (por estas fechas y en la República Popular China varios de sus cuadros han sido rechazados porque las autoridades los consideran pornográficos).

En el aire siempre queda la pregunta con una posible clara respuesta. ¿Estaba Pablo Picasso dotado para pintar como Haes, Román Navarro, Pradilla, Muñoz Degrain, Moreno Carbonero, o Ferrant y Fischermans (pintura de orden), o su carácter y su mano solo se adaptaban a la “loca ruptura” en la que es indudable que hoy y antes de ayer ha tenido un inmenso éxito (pintura anarcoide)? @mundiario

Picasso, A Coruña y el ambiente obrero
Comentarios