Museo de la Radio en Ponferrada

Museo de la radio Ponferrada. Wikipedia
Museo de la radio Ponferrada. Wikipedia

Denominado Museo de la Radio Luis del Olmo con doscientos aparatos, existe otro Museu de la Ràdio Luis del Olmo, en Roda de Berà, con más de 540 aparatos de radio.

Museo de la Radio en Ponferrada

El museo de Ponferrada además de la exposición de distintos receptores de radio de distinta época, muestra el desarrollo de la radio en España, donde se incluyen audiciones fundamentales en la historia de la radio y en la historia de nuestra sociedad.

Entre los museos de la radio en España estarían el de Peñafiel con más de seiscientos aparatos, también el Museo de la Radio de Es Mercadal, en Menorca, con aparatos de radio, pero una colección muy importante de válvulas.

La radio como tecnología se tiene que basar, como la inmensa mayoría de ellas, en conocimientos precedentes, en este caso estarían Maxwell, Hertz, y, distintos precursores, un español Cervera, Tesla, etc. (se cumple aquí el adagio griego, “la victoria tiene muchos padres, la derrota está huérfana”). Basándose en esos estudios el italiano Marconi creó el primer sistema integral de transmisión radiofónica en 1894, con lo cual quedó demostrado en la realidad la posibilidad de comunicación por ondas. La demostración mundial de la funcionalidad y eficiencia de la comunicación se suele situar el 12 de diciembre de 1901 dónde se produjo la primera comunicación transatlántica, por ondas de radio, sin cables.

Aunque sea con unas notas, tendríamos que ser conscientes, que los descubrimientos y aplicaciones humanas, mejor dicho humanas y sociales, son una especie de sinfonía, que unos se van encabalgando en otros, en el terreno de la comunicación, si miramos desde la antigüedad, desde la invención de la escritura hace cuatro milenios y medio ha ido pasando por sucesivas fases, cada una tan importante y esencial, para la época, hasta llegar a la imprenta, y desde ahí, diríamos se produce en un siglo y medio, la comunicación por cable en Morse, el teléfono, la radio, televisión, Internet. En un proceso, que no parece que todavía vaya a terminar.

Toda realidad humana, la radio es una de ellas, no solo tiene una perspectiva-dimensión de análisis y estudio, desde luego el técnico-tecnológico que es esencial, pero después, tiene dimensiones económicas, sociales, políticas, religiosas, culturales, militares, etc. Se suele indicar, cómo habría sido la sociedad sin radio, o por donde podría, posiblemente haber  evolucionado y progresado, porque eso es desconocido, pero los humanos nos hacemos preguntas, que quizás, no seamos capaces de responder, pero que nos aguzan la mente-conciencia. Es algo parecido y similar, a los famosas conjeturas matemáticas o problemas matemáticos, que en un momento no se saben contestar-solucionar, y, durante décadas o generaciones batallones de matemáticos intentan resolverlos.

Sintetizando, según los especialistas y expertos, no hay que indicar que el escribiente de estas líneas no entra en ese grupo, han indicado que la época áurea de la radio se produjo entre las dos guerras mundiales, es decir, no solo en fenómenos de publicidad, sino sociopolíticos, lo que sucedió en este tiempo, en Europa, no habría sido posible sin la radio, lo que sucedió en Estados Unidos tampoco. La radio, fue utilizada por las máximas autoridades alemanas y estadounidenses y británicas como forma de explicar, convencer, enseñar, difundir por los respectivos máximos dirigentes noticias e informaciones. En este sentido existen locuciones famosas que han pasado a la historia de la humanidad, de Hitler, Churchill, Roosevelt citando aquí en Europa. Igual que no se podría entender la historia japonesa y americana, sin la famosa locución del emperador Hirohito para terminar la guerra.

Podríamos indicar, simplificando, que en estos ciento cincuenta años, cada generación o dos predomina un sistema de comunicación, al final del siglo diecinueve la comunicación telegráfica por cable de Morse, en la primera mitad del siglo veinte, el teléfono y la radio, en la segunda mitad, la televisión, el final del siglo veinte y lo que llevemos de éste, Internet, en todas sus aplicaciones, móviles… (Claro alguno pensará con sonrisa e ironía, siglos anteriores, la comunicación por fuego-humo, por palomas, por mensajes a caballo, por carta, etc.).

Indicar que ya estamos al final del camino de la tecnología y de la comunicación, es un error, la historia muestra y demuestra hasta la saciedad, que cada varias generaciones, al menos últimamente, se descubren nuevas concepciones teóricas sobre física y matemáticas, que a corto plazo, llevan a nuevas posibilidades tecnológicas, y después se convierten en entramados económicos, sociales, comunicativos, etc. Según la temática.

Para terminar dos disquisiciones, una, si es posible visite este museo de la radio, comprenderá mejor lo que es y lo que ha sido su sociedad y el mundo y a usted mismo. Segundo, estamos hechos de palabras, muchos dirían, quizás estamos “hechos de comunicación” (hablamos con los otros, hablamos con nosotros mismos, hablamos con los del pasado y con los presentes y con los del futuro, de alguna manera), estamos hechos de palabras-imágenes-conceptos-deseos-pasiones-ideales-fines-carme-mente-alma… @mundiario

Museo de la Radio en Ponferrada
Comentarios