Buscar

MUNDIARIO

Éxito de público en la muestra internacional de fotografía de la AIPAD en Nueva York

Más de 90 galerías de todo el mundo se dieron cita en el “Photography Show” al que asistieron más de 16.000 visitantes.  que organiza la Asociación Internacional de Marchantes de Fotografía (AIPAD).

Éxito de público en la muestra internacional de fotografía de la AIPAD en Nueva York
Fotos "vintage" de Ansel Adams en la feria organizada por la Asociación de Distribuidores Internacionales de Fotografía de Arte. / Enrique Shore
Fotos "vintage" de Ansel Adams en la feria organizada por la Asociación de Distribuidores Internacionales de Fotografía de Arte. / Enrique Shore

Firma

Enrique Shore

Enrique Shore

Fotógrafo y editor con más de 30 años de experiencia cubriendo eventos internacionales tales como Campeonatos Mundiales de Fútbol, Juegos Olímpicos, Elecciones y Cumbres Presidenciales, y la primera Guerra del Golfo. Ha sido jefe de fotografía de Reuters en Argentina, Uruguay, Paraguay, España y Portugal. Posteriormente fue responsable de los clientes de Media en la península Ibérica. Actualmente trabaja como fotógrafo independiente, editor y consultor en Nueva York. Colabora en MUNDIARIO.

El Pier 94 es un espacio rescatado al antiguo puerto de Nueva York, a orillas del río Hudson en el oeste de Manhattan. Últimamente se ha convertido en una zona preferida de los coleccionistas de arte, ya que ahí se organizan varias ferias anuales de relevancia mundial.

En ese viejo muelle reconvertido en moderna sala de exposiciones se acaba de celebrar la 39 edición de la muestra de fotografía organizada por la Asociación Internacional de Marchantes de Fotografía, (AIPAD por sus siglas en inglés de la Association of International Photography Art Dealers) con la participación de más de 90 de las principales galerías de todo el mundo, y unas 30 editoriales especializadas en libros de fotografía.

Editoriales especializadas en libros de fotografía participan en la feria organizada por la Asociación de Distribuidores Internacionales de  Fotografía de Arte. Foto: Enrique Shore

La feria organizada por la Asociación de Distribuidores Internacionales de Fotografía de Arte. / Enrique Shore

Es posiblemente la feria de este tipo más antigua e importante, que durante unos días se convierte en cita obligada de coleccionistas y curadores de museos, además de atraer numeroso público general. Instituciones del sector, editores y fotógrafos destacados ofrecen charlas y la oportunidad de dialogar con los asistentes.

En su gran mayoría las fotografías expuestas fueron impresas con los más altos niveles de calidad y durabilidad que exigen los museos y coleccionistas. Los precios comenzaban a partir de $500 por una foto pequeña. Pero también ha habido algunas variaciones con obras de vanguardia donde las fotografías se incorporaron a instalaciones en tres dimensiones, o donde una fotografía que parecía estática de repente cobraba vida ya que se trataba en realidad de un marco digital y parte de la imagen sorpresivamente comenzaba a moverse. Había fotografías de altísima resolución- la gente se paraba a fotografiarlas porque parecían “reales” por su gran calidad. Y también había otras en el polo opuesto, más “artísticas”, donde temas técnicos como estar fuera de foco o parecer “manchadas” es parte de su atractivo.

Fotos artísticas en la feria organizada por la Asociación de Distribuidores Internacionales de  Fotografía de Arte.  Foto: Enrique ShoreNueva York- Visitantes admiran una enorme fotografía de alta resolución en la feria organizada por la Asociación de Distribuidores Internacionales de  Fotografía de Arte).  Foto: Enrique Shore

La feria organizada por la Asociación de Distribuidores Internacionales de Fotografía de Arte. / Enrique Shore

No faltaron los nombres ya clásicos y muy cotizados, en su mayoría con copias “vintage” en papel de fibra blanco y negro de los negativos originales.

El valor de muchas de esas fotos conocidas está influenciado por la cantidad de copias similares que existen, y en casos extremos puede llegar a cotizaciones altísimas como por ejemplo una copia grande de enorme calidad de un paisaje que fotografió Ansel Adams en un parque natural en Wyoming en 1942 era realmente espectacular, pero así era también su precio: $ 685.000 (unos EUR 608.000).

Editores del New York Times participan en un panel sobre fotoperiodismo en la feria organizada por la Asociación de Distribuidores Internacionales de  Fotografía de Arte.  Foto: Enrique ShoreVisitantes admiran fotos en la muestra organizada por la Asociación de Distribuidores Internacionales de  Fotografía de Arte.  Foto: Enrique Shore

Imágenes de la feria organizada por la Asociación de Distribuidores Internacionales de Fotografía de Arte. / Enrique Shore

La galería justificaba esa elevada cantidad porque era una de las poquísimas copias existentes en tan buen estado, y seguramente aún con un valor tan alto habrá alguna institución o coleccionista privado que esté interesado.

La muestra facilita el encuentro de compradores y vendedores, pero el precio lo marca el mercado de acuerdo a la ley de la oferta y la demanda. @mundiario