Comunicación: "Miguel Hernández en la Era Digital” de Ramón Fernández Palmeral

PalmeralyAitor2
Aitor Larrabide y Ramón Palmeral (a la derecha imagen)

Una comunicación novedosa para facilitar la búsqueda de los datos biográficos y documentales sobre Miguel Hernández en en las distintas páginas web, sin perder demasiado tiempo.

Comunicación: "Miguel Hernández en la Era Digital” de Ramón Fernández Palmeral

Con motivo de la celebración del 75º aniversario de la muerte del universal poeta Miguel Hernández (1942-2017), varias instituciones alicantinas (Instituto Alicantino de Cultura Juan Gil-Albert, de la Diputación de Alicante, la Universidad Miguel Hernández de Elche, la Universidad de Alicante y la Fundación Cultural Miguel Hernández)  organizaron el IV Congreso Internacional “Miguel Hernández, poeta en el mundo”, días 15,16,17 y 18 de noviembre de 2017 en Orihuela, Alicante y Elche. Entre las ofertas de propuestas para participar se ofrecía el bloque temático: “3.- Difusión y tecnologías: Miguel Hernández en el siglo XXI”.

Tras varios meses de trabajo e investigación en la Red, decidí participar con la comunicación que titulé: “Miguel Hernández en la Era Digital” que presenté en mayo ante la organización del Congreso.  Pasado varios meses con la incertidumbre de si la comunicación había sido aceptada por el Comité Académico, me comunicaron que había sido aprobada. Hubo que esperar hasta la primera semana de noviembre para conocer el programa y distribución de todas las ponencias y comunicaciones que se iban a dar en cuatro días.

Mi comunicación antes aludida se programó para darla el día 17 a las 9.30 horas en la Sala A, de Sede de la Universidad de Alicante, de la calle San Fernando 40.  El día señalado y a la hora prevista inserté la memoria USB de un “Pendrive” en el portátil,  mi conferencia ya estaba lista para proyectarse. Me presentara Aitor L. Larrabide, director de la Fundación Cultural Miguel Hernández de Orihuela, que leyó mi currículum, y con quien, a la vez me una gran amistad, de cuando yo investigaba en Orihuela para mis primeros libros hernandianos.

La sala tenía un cuarto de asistencia, como es normal en este tipo de comunicaciones tan especializada en temas concretos, no son conferencias que llamen a la asistencia de un público general. Era temprano, para algunos, pero había que cumplir con el horario previsto, puesto que, en esa misma mañana y en dicha sala, se iban a dar siete comunicaciones, con veinte minutos de tiempo designados para cada una.

Las primeras palabras que se me vinieron a la cabeza, a pesar de que mi comunicación la tenía escrita (diez folios), dije: “Buenos días, gracias Aitor por tu presentación. Soy un adicto a la droga de Miguel Hernández, llevo veinte años estudiándolo y aún no me he cansado...”. Seguidamente proyecté las 108 diapositivas para explicar, de una forma breve y comprensible cuales son los caminos para facilitar la búsqueda de información en la Red más completa y destacada sobre Miguel Hernández, puesto que si ponemos su nombre en la barra de Google tiene 41.700.000 de entradas, aproximadamente, lo que supondría perder muchas horas, días y meses para verlas todos. Sin embargo, la conferencia preparada, tiene los atajos para ir directamente a las páginas donde mayor información podemos encontrar: artículos, ebook, libros impresos, videos, blog, páginas o el legado hernandiano.

Mi comunión de meses de trabajo se concretó y redujo a veinte minutos que se cerró con un caluroso aplauso, que siempre es de agradecer para el estímulo personal de todo conferenciante.

Seguidamente se dieron las siguientes comunicaciones en la Sala A:

-Diego Caballo Ardilla: “Murales y versos del pueblo que eternizan a Miguel Hernández”.

-Miguel Ruiz Martínez: “Miguel Hernández a través de Orihuela. Literatura y Patrimonio. Quince artículos hernandianos”.

-Isabel Guiu García: “El verso se hizo carne”.

-Juan Manuel Riesgo: “Miguel Hernández y Carlos Haya frente a frente. Héroes y víctimas de la guerra”.

-Julio Gálvez Barraza: “Miguel Hernández y la embajada de Chile”.

-María del Olmo Ibáñez: “Miguel Hernández, un poeta cautivo y sus compañeros de cautiverio. Fuentes documentales”.

Comunicación: "Miguel Hernández en la Era Digital” de Ramón Fernández Palmeral
Comentarios